Publicidad
Mar Sep 19 2017
22ºC
Actualizado 09:35 pm
Sábado 26 de Noviembre de 2011 - 12:01 AM

Francés rehabilitado contó cómo maltrató a su pareja

Ayer se conmemoró el Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra las Mujeres.
EFE / VANGUARDIA LIBERAL
Francés rehabilitado contó cómo maltrató a su pareja
(Foto: EFE / VANGUARDIA LIBERAL)

En algunos países se realizaron marchas en contra de la violencia doméstica y en otros como en Francia, un país poco acostumbrado a hablar de la violencia machista, los ciudadanos se acercaron a las librerías para leer el relato de un maltratador rehabilitado que como parte de su terapia "desnudó" ante el público su experiencia.


Se trata de Frédéric Matwies, quien durante diez años maltrató a Sabrina, su compañera sentimental a base de palizas, humillaciones y constantes disgustos.


"Estuve a punto de matarla", confesó este diseñador industrial que ahora, con 44 años y rehabilitado tras una larga terapia, ha agitado las librerías con su relato titulado "Había un monstruo en mí".


Sabrina recibió golpes, cigarros apagados en su piel y diferentes vejaciones a las que fue sometida, como verse obligada a comer las heces de un conejo.


"Después de cada golpe te arrepientes, pero al poco tiempo vuelves a hacerlo, es superior a tus fuerzas", señala.


Matwies mira ahora con cierta distancia la que fue su conducta y reconoce que "desde niño tenía comportamientos violentos y eso se agudizó con mi pareja".


Padre de dos hijas que presenciaban regularmente las palizas, Matwies ha logrado la reconciliación con Sabrina, aunque ya no compartan techo ni relación sentimental.


La terapia lo salvó


Un día cualquiera la ira llevó a Matwies a tomar un cuchillo y tratar de hundirlo el corazón de su pareja.


"La herí en el brazo y, en seguida, pensé que había cometido una barbaridad. Ella me dijo que no me denunciaría si no volvía a hacerlo. Pero al día siguiente tuvimos otra disputa y ella no pudo más, acudió a la policía", señala.


Tras varios días en arresto, fue condenado a cuatro meses de prisión exentos de cumplimiento y a seguir una terapia.


"Esa fue mi salvación", rememora Matwies, que cayó en los brazos del doctor Roland Coutanceau, especialista en este tipo de cuestiones.


Denuncian en Madrid feminicidio en Colombia


Las Mujeres de Negro, una red internacional que nació en Israel en 1988, realizaron ayer en Madrid una concentración silenciosa para denunciar el feminicidio que se produce en la ciudad colombiana de Buenaventura y pidieron al Gobierno voluntad política para legislar contra esta falta.


Unas pocas mujeres se manifestaron frente a la Embajada de Colombia en Madrid bajo el lema "Entre matar y morir hay una tercera vía: la vida".
Concha Martín, de Mujeres de Negro de Madrid, explicó que Buenaventura, tiene una población mayoritariamente afrodescendiente "muy vulnerable, frágil y abandonada" y sometida a "mucho desplazamiento".


Aseguró que las mujeres de esta población sufren una violencia distinta a otras zonas por la presencia de todos los "actores armados" que hay en Colombia, en referencia a los paramilitares, la guerrilla, el Ejército, la policía o el narcotráfico.

Publicada por
Sin votos aún
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad