Publicidad
Lun Ago 21 2017
25ºC
Actualizado 11:03 am
Viernes 23 de Marzo de 2012 - 12:01 AM

Islamista atrincherado murió resistiendo el asalto policial

El islamista Mohamed Merah, autor de siete asesinatos en ocho días, murió ayer de un balazo en la cabeza al enfrentarse con la Policía de élite francesa que irrumpió en un edificio de Toulouse (suroeste) donde permanecía atrincherado desde hacía 32 horas.
EFE / VANGUARDIA LIBERAL
Varios periódicos franceses llevaron a sus portadas ayer el retrato de Mohamed Merah, presunto autor de los asesinatos de Toulouse y Montauban.
(Foto: EFE / VANGUARDIA LIBERAL)

Merah, francés de origen argelino de 23 años, murió “de una bala en la cabeza” al tratar de abrirse paso con una pistola Colt .45 hasta una ventana de la vivienda situada en un primer piso, por la cual llegó a saltar, indicó el fiscal de París, François Molins.

Pero “cuando cayó, estaba muerto”, señaló una fuente policial, que precisó que el “yihadista” llevaba puesto un chaleco antibalas.

Tres agentes del cuerpo de élite de la Policía (Raid) resultaron heridos en la cruenta balacera que duró cinco minutos y en la cual se usaron unos 300 cartuchos. Otros dos policías resultaron heridos en los tiroteos de las primeras horas del cerco a la vivienda.

Inmediatamente después de la muerte de Merah, el mandatario francés, Nicolás Sarkozy anunció medidas para reprimir la “apología del terrorismo” o el “llamado al odio y a la violencia” en la red de Internet, en viajes al extranjero o en las cárceles.

Morir con “las armas en la mano”
La operación se inició a las 11:30 de la mañana cuando los policías, auxiliados por dispositivos de video, entraron al apartamento situado en el barrio de la Côté Pavée de Toulouse. Avanzaron “paso a paso”, en prevención de eventuales explosivos, hasta toparse con el joven que salió abriendo fuego desde el cuarto de baño, precisó el ministro galo del Interior, Claude Guéant.

El funcionario anotó que Merah ya no hablaba de rendirse, como en las primeras horas del cerco, sino de morir “con las armas en la mano”. Los hombres del Raid habían recibido órdenes de “hacer todo lo posible para detener al sospechoso vivo” y “disparar sólo en caso de legítima defensa”.

Publicada por
Sin votos aún
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad