Publicidad
Sáb Ago 19 2017
24ºC
Actualizado 10:43 am
Martes 03 de Abril de 2012 - 07:08 AM

Piden que la ONU investigue y cierre los campos de concentración norcoreanos

Más de cuarenta organizaciones pro derechos humanos exigieron este martes a la ONU que abra una investigación para intentar cerrar los campos de concentración de Corea del Norte, en los que se estima que viven 200 mil prisioneros.
Tomada de internet
Piden que la ONU investigue y cierre los campos de concentración norcoreanos
(Foto: Tomada de internet)

Los signatarios, entre los que se encuentran la Federación Internacional de Derechos Humanos (FIDH), Human Rights Watch (HRW), Open North Korea, The Simon Wiesenthal Center o la brasileña Conectas, entre otras, solicitan que la ONU acceda a los campos de detención, denominados "gulags" y elabore un informe con vistas a lograr su clausura.

"Las condiciones de vida en los 'gulags' son horribles. Se tratan de una de las principales catástrofes humanas que el mundo conoce actualmente", señaló en un comunicado el director ejecutivo de la organización Persus Strategies, Jared Genser.

Los redactores del informe enviado a las Naciones Unidas describen trabajos forzados de más de 12 horas al día los siete días de la semana a cambio de una ración de unos veinte granos de maíz.

"Es una cantidad tan ínfima que los detenidos están obligados a rebuscar entre las boñigas de vaca para encontrar granos no digeridos y escapar así de la muerte", señala el comunicado, a partir del testimonio de un prisionero que logró fugarse de una de esas cárceles.

Según el texto, difundido en París por la FIDH, las condiciones extremas de los campos de concentración se ven agravadas por enfermedades como la tuberculosis o la neumonía y, en conjunto, provocan cada año la muerte de entre el 20 y el 25 por ciento de los detenidos.

"Más de 400.000 prisioneros pueden haber muerto en los últimos años", agrega el comunicado, que suscriben también las organizaciones World Without Genocide, The Society to Help Returnees to North Korea o People In Need.

Además de los trabajos forzados y el hambre, los prisioneros "a menudo son víctimas de torturas, violaciones y, a veces, de ejecuciones extrajudiciales", agregan las organizaciones.

Por ello, piden a la ONU que redacte un informe que esclarezca cuáles son las condiciones reales en esos campos.

"Las Naciones Unidas han utilizado procesos similares para investigar la situación de las personas detenidas por los Estados Unidos en Guantánamo" y "un solo informe fue suficiente para esclarecer los abusos que se cometían y formular recomendaciones que redujeron el número de prisioneros" en ese centro, recuerdan.

Las organizaciones piden que, una vez elaborado el informe, la ONU califique los campos de concentración coreanos como "crímenes contra la humanidad" y que se busquen vías de diálogo con las autoridades de Pyongyang sobre los "gulags".

"Las Naciones Unidas tienen que ayudar a los coreanos enfermos en los 'gulags', es lo mínimo que pueden hacer", declaró en un comunicado David Knaute, responsable para Asia de la FIDH.

Publicada por
Sin votos aún
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad