Jueves 18 de Septiembre de 2014
Publicidad
Publicidad
Mundo
Patrocinado por:
Lunes 08 de Octubre de 2012 - 10:45 AM

Pastor gay predica en estado clave donde religión influye en política

Tomado de Internet/ VANGUARDIA LIBERAL
Pastor gay predica en estado clave donde religión influye en política
(Foto: Tomado de Internet/ VANGUARDIA LIBERAL)
Derrick Montgomery es pastor en el estado de Carolina del Norte (este de Estados Unidos), donde la religión ha influenciado tradicionalmente la política, pero él no encaja con el estereotipo conservador: ha confesado públicamente su homosexualidad.

Montgomery, de 30 años, oficia en la Iglesia de la Familia Bendecida de Dios en Fayetteville, en ese estado clave en las presidenciales del 6 de noviembre que puede determinar la balanza hacia el presidente Barack Obama o su rival republicano, Mitt Romney.

El pastor está decepcionado con Carolina del Norte: el 8 de mayo se convirtió en el último estado del país en prohibir los matrimonios entre parejas del mismo sexo.

"Me enfadé de que fuera aprobada", explica Montgomery sobre la medida, que obtuvo un apoyo del 61% de la cámara, lo que refleja una profunda división de opinión que puede trascender a los comicios del próximo mes.

Obama anunció su histórico apoyo a los matrimonios entre homosexuales el día después de que Carolina del Norte los vetara.

Mientras que Montgomery acogió con alegría este apoyo presidencial, para otros residentes del estado fue un doloroso golpe.

"Si digo que soy cristiano, eso significa que intento parecerme al máximo a Cristo, y si la Biblia dice que la homosexualidad es abominable, entonces debo estar totalmente en contra de esto, incondicionalmente", afirma Chris Sain.

"Y él no lo hace", añade, en referencia a Obama.

Sain acude a la Iglesia Bautista Berea de Fayetteville, cuyo pastor provocó un escándalo cuando la pasada primavera boreal, durante un sermón llamado "Voto por el matrimonio. Un hombre. Una mujer", pidió a todos los padres "romper" las muñecas de los hijos que mostraran una actitud afeminada.

"Hombre, levántate, dale un buen puñetazo", alentó el pastor Sean Harris, de acuerdo con un video del sermón, en el que también pidió a los padres frenar a las hijas que muestren un comportamiento "demasiado marimacho".

Un ayudante de Harris, Bill Sturm, cuenta a la AFP que "cada iglesia evangélica conservadora de Estados Unidos dice que la homosexualidad es un error y que hay que enseñar a vuestros hijos a ser masculinos y a vuestras hijas a ser femeninas".
    
Pese a que Carolina del Norte vetó los matrimonios entre personas del mismo sexo, la cuestión sigue estando de actualidad para los republicanos de este estado, donde abunda una comunidad negra conservadora.

La Organización Nacional del Matrimonio ha gastado cientos de miles de dólares en un anuncio de radio: "El presidente Obama ha dado la espalda a los valores de nuestra comunidad con un fuerte apoyo al movimiento homosexual. Únete a mi diciendo 'No más' al presidente Obama", predica el pastor negro Patrick Wooden.

Arthur Glover, un conductor de camiones, reconoce que apoyará la reelección del presidente demócrata.

"Votaré por Obama. Intento dejar que cada uno viva como quiere, mientras eso no afecte mi vida", precisa.

Los últimos sondeos apuntan a que una mayoría de estadounidenses opina como Glover.

Según una encuesta del Centro de Investigación Pew de abril, 47% de la población afirma apoyar el matrimonio homosexual, frente a un 43% que está en contra.

Hace cuatro años, los datos eran bastante distintos: 51% se oponía a las uniones de personas del mismo sexo, mientras que el 31% las aceptaba.

Montgomery es optimista de cara al futuro, pese a que otro pastor de la zona le dijo durante el festival gay del verano: "Alguien debe enseñarte una lección".

"Fue el único individuo que se acercó a mí directamente, lo que dice mucho de la comunidad que hay aquí. Estamos creciendo respetándonos los unos a los otros", asegura Montgomery. "Simplemente estamos de acuerdo o no".

Este joven pastor confía en que Obama logrará la victoria el 6 de noviembre. "Me sorprendería si no es reelegido".

Sin embargo, otros no están tan seguros.

Pat Capino, una jubilada, confiesa que votó a Obama en 2008, pero que en estas presidenciales apoyará a Romney.

"Cada uno a lo suyo", opina sobre el matrimonio homosexual, señalando que es más importante hablar de economía, sobre todo con el alto desempleo que tiene el país. Obama "no lo ha hecho mejor" de lo que lo puede hacer Romney, asegura.

Publicada por
AFP, FAYETTEVILLE
Sin votos aún
Compartir en facebookCompartir en twitterCompartir en my spaceAgregue a digg.com
Agregar comentario
Agregar comentario
Comentarios de facebook
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad

Zona Comercial

Publicidad
Todos los derechos reservados Galvis Ramirez & Cia S.A. - 2014 - Bucaramanga - Colombia. Prohibida su reproducción total o parcial, sin autorización escrita de su titular. Términos y condiciones