Sábado 17 de Febrero de 2018 - 11:12 AM

Un profesor y dos comerciantes capturados por abuso sexual de menores

Un profesor que se aprovechaba de sus estudiantes y dos comerciantes que compraban la virginidad de niñas fueron detenidos en Norte de Santander.
Colprensa /VANGUARDIA LIBERAL
Un profesor y dos comerciantes capturados por abuso sexual de menores
(Foto: Colprensa /VANGUARDIA LIBERAL)

Las clases de sociales y filosofía que dictaba el docente Solmar Ben-Hur Sepúlveda Blanco, en un colegio del barrio Simón Bolívar, se mezclaban con aberrantes pretensiones sexuales del educador con sus estudiantes.

El hombre, de 50 años, aprovechaba el bajo rendimiento académico de algunos de sus alumnos para ofrecerles nivelaciones en sus materias y de esta manera se ganaba su confianza.

Luego de un tiempo prudente, los contactaba a través de la red social Facebook para seducirlos y compartirles material pornográfico.

Según se conoció, el docente, portador de VIH, les enviaba videos a sus víctimas masturbándose y les pedía que hicieran lo mismo. La particularidad de Sepúlveda es que siempre concentraba su atención en niños.

Uniformados de la Seccional de Investigación Criminal (Sijín), adscritos al Grupo de Infancia y Adolescencia de la Policía Metropolitana de Cúcuta, capturaron a Sepúlveda Blanco luego de que un juzgado de Bogotá expidiera una orden de captura en su contra. En 2012, había enfrentado un proceso judicial por los mismos hechos.

Asimismo, los policías descubrieron que Ernesto Alexander Osorio Villamizar, de 40 años, y Juan Carlos Salinas Galindo, de 48, reconocidos comerciantes de cosméticos del centro comercial Alejandría, seducían a niñas de 11 y 12 años, para comprarles la virginidad.

Al parecer, los comerciantes pagaban entre $300.000 y hasta 2 millones de pesos por una noche con ellas. 

“Las niñas eran sometidas a abusos sexuales por parte de Osorio y Salinas y además, eran vendidas a otros comerciantes que visitaban la ciudad”, indicó un investigador.

Los dos hombres -agregó- grababan a las menores de edad teniendo relaciones sexuales y vendían los videos en diferentes partes del país y el mundo, a través de internet.

Los investigadores de la Sijín le siguieron el rastro durante un año a esta banda delincuencial conocida como ‘Virgilio’, dedicada a la explotación sexual comercial y a la pornografía con menores de edad.

“Osorio y Salinas abusaron de dos hijas de un comerciante y pretendían hacer lo mismo con su hija menor, de 12 años, cuando el papá los descubrió e interpuso la denuncia facilitó el trabajo de los investigadores, destacó el funcionario judicial.

Las autoridades conocieron seis denuncias de víctimas de esta banda delincuencial. Sin embargo, se presume que existan muchos menores afectados por estos tres hombres.

Publicada por
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad