Sábado 19 de Mayo de 2018 - 12:01 AM

Trabajos en la presa Hidroituango avanzan con “señales positivas”

Los trabajos en la central hidroeléctrica en construcción de Ituango, avanzan con “señales positivas” debido a que los niveles del río Cauca han disminuido y las condiciones en la casa de máquinas permanecen “estables”.
Efe/VANGUARDIA LIBERAL
Un grupo de personas procedentes de la isla La Amargura a su llegada a un albergue en el corregimiento El Guarumo, en el municipio de Cáceres, departamento de Antioquia.
(Foto: Efe/VANGUARDIA LIBERAL )

Así lo aseguró el gerente de las Empresas Públicas de Medellín (EPM), dueña de la obra, Jorge Londoño de la Cuesta, quien se mostró optimista sobre la solución a la crisis que forzó la evacuación de cerca de 6.000 personas de cinco municipios ante la posibilidad de que la represa se rompa.

“La situación sigue mostrando señales positivas en varios sentidos. El río nos está tratando bien y se ha reducido en su caudal de ingreso en cerca de un 20 %, algo bastante positivo”, afirmó Londoño.

Le sugerimos: Fiscalía abre nueva línea de investigación sobre Hidroituango

Precisó que, en esa carrera contrarreloj, tener unos caudales de ingreso que oscila entre 1.500 y 1.600 metros cúbicos por segundos les ha permitido maniobrar mejor y enfocar los esfuerzos en subir seis metros más la altura de la presa.

“Afortunadamente las circunstancias que ha mostrado el proyecto nos permite trabajar con un poco más de tranquilidad”, agregó.

En cuanto a la situación que amenazó la estabilidad de la base de la presa y elevó la alerta, dijo que el caudal que está saliendo aguas abajo a través de la casa de máquinas, inundada hace nueve días por el taponamiento de uno de los túneles del proyecto eléctrico, permanece “constante y se ha normalizado”.

Debido a esto, actualmente el 75% del agua sale por dos túneles de descarga, mientras que el restante 25% fluye por la galería vehicular.

“El sistema se estabilizó en esa condición y eso ha permitido que el embalse se reduzca lentamente”, reveló Londoño, y agregó que esas condiciones favorables han permitido mejorar la logística para trabajar con la misma capacidad operativa de antes.

No olvide leer: Cierran vía entre Medellín y Costa Atlántica por emergencia en Hidroituango

Buscan refugio

El caserío de la isla La Amargura, habitado por 753 campesinos e indígenas zenúes, corre el riesgo de desaparecer bajo las furiosas aguas del río Cauca que escapan de la presa en construcción de la central hidroeléctrica de Ituango.

Su gente, acostumbrada a vivir en armonía con el agua y a sacar su sustento de la pesca, ahora ve en peligro sus vidas, viviendas, gallinas, cerdos, perros y cultivos que forman su patrimonio si se llega a romper la presa, lo que generaría una catástrofe de incalculables proporciones.

Publicada por
Etiquetas:
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad