Publicidad
Lun Ene 22 2018
21ºC
Actualizado 07:34 pm
Lunes 02 de Octubre de 2017 - 12:01 AM

Olmedo Capacho y su amor al ciclismo

La pasión y amor por el ciclismo hicieron que Olmedo Capacho Pulido, tras haber pasado 20 años como ciclista, decidiera continuar metido en el medio, pero ahora como masajista, oficio que desempeña hace cinco temporadas.
Oswaldo Contreras / VANGUARDIA LIBERAL
Olmedo Capacho junto a varios de los ciclistas y compañeros del equipo Ebsa, previo a la etapa reina, en la que Wilson Marentes vestía de líder en el Clásico RCN.
(Foto: Oswaldo Contreras / VANGUARDIA LIBERAL)

En la edición LVII del Clásico RCN, Capacho, oriundo de Tona, fue uno de los acompañantes del equipo de la Empresa de Energía de Boyacá, Ebsa, que tiene como jefe a Rafael Antonio Niño Munévar, único pedalista en ganar seis Vueltas a Colombia y cinco Clásicos, escuadrón en el que cumplió con las labores de masajista y asistente.

Su trabajo, aunque silencioso y bastante exigente, es fundamental, pues no solo tiene que masajear a los ciclistas, también tiene que preparar la alimentación para cada etapa y ya en carretera, cuando la competencia va andando, debe estar atento a las órdenes del entrenador y asistir a los ciclistas.

“El trabajo es bastante pesado, pero es para lo que lo contratan a uno. Se trabaja todo el día. Se empieza cuando termina la etapa, se espera a los corredores, se les lleva o se les indica en dónde está el puesto del equipo, tenerles la hidratación y todo lo que ellos requieren para poder recuperarse y asearse antes de llegar al hotel”, anotó Capacho.

Pero antes de trabajar con su actual equipo, Capacho, cumplió este oficio con el GW - Shimano, pero además cada año va a hacer esa función en el ciclismo de Estados Unidos, en donde ya es reconocido y cuenta con mercado para su oficio.

Cuestionado del porqué no se le midió a la dirección técnica, fue claro y directo… “primero porque es complicado conseguir trabajo como entrenador, pero especialmente, aunque tengo conocimiento y sé mucho del tema, no tengo la facilidad de expresar lo que sé, por eso. Y porque es más fácil conseguir trabajo como masajista”.

Y además es que como masajista también tiene la opción de trabajar de manera independiente.

“Cuando no estoy con el equipo, hago masajes al que lo requiera, incluso tengo muchos clientes que son ciclistas recreativos”, puntualizó Olmedo Capacho Pulido.

Publicada por
Contactar al periodista
Sin votos aún
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad