Publicidad
Dom Oct 22 2017
21ºC
Actualizado 07:53 pm
Lunes 05 de Diciembre de 2011 - 02:01 AM

Boca goleó a Banfield y se consagró campeón

Boca Juniors goleó ayer en ‘La Bombonera’ a Banfield 3-0 y a falta de dos jornadas ganó el torneo Apertura 2011 de la Primera División, que supone su vigésimo cuarto título de campeón de Argentina.
EFE / VANGUARDIA LIBERAL
Boca Juniors se proclamó ayer como campeón del torneo apertura de Argentina, luego de golear 3 – 0 a Banfield en la Bombonera, llegando a 39 puntos, haciéndose inalcanzable en el primer lugar de la tabla a falta de dos fechas, pues le lleva 11 puntos a Racing y 12 a Tigre que juega hoy como visitante ante San Lorenzo.
(Foto: EFE / VANGUARDIA LIBERAL)

Darío Cvitanich, en los minutos 10’ y 44’, y Diego Rivero, en el 46’, anotaron los goles del equipo que dirige Julio César Falcioni en un partido de la decimoséptima fecha.

En una jornada de fiesta de principio a fin, Boca hizo suyo el encuentro casi desde el minuto inicial y sacó una ventaja de 12 puntos en la clasificación a su inmediato perseguidor, Tigre, que visitará hoy a San Lorenzo y al que le quedan nueve unidades en disputa.

El equipo auriazul necesitaba apenas un punto ante la formación de Ricardo La Volpe para gritar campeón, pero salió a jugar el partido como si se tratara de una verdadera final.

Fue tan sólido y homogéneo su rendimiento que no necesitó brillar demasiado para superar a un inexpresivo Banfield, colero en la clasificación, tal como ha hecho con la mayoría de los equipos en este torneo.

Quiso el destino que Cvitanich, un ex Banfield, adelantara al Boca con un disparo seco desde dentro del área y tras una serie de rebotes apenas comenzado el juego, y cuando languidecía el primer tiempo estableciera el 2-0 con un notable remate después de un córner.

Banfield nunca inquietó al portero Agustín Orión, que apenas recibió cuatro goles en el torneo, y terminó de resignarse en el minuto 46’, cuando el medio Diego Rivero clavó desde 35 metros una bomba que se coló por encima del meta Cristian Lucchetti.

Con el 3-0 en el bolsillo, Boca reguló energías y Falcioni se dio el gusto de disponer el ingreso a los 64 minutos de su máxima estrella, Juan Román Riquelme, ausente por lesión en los últimos cinco partidos.

Publicada por
Sin votos aún
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad