Publicidad
Dom Ene 21 2018
21ºC
Actualizado 06:06 pm
Domingo 17 de Diciembre de 2017 - 12:01 AM

Cristiano pone el broche al mejor año del Real Madrid

Real Madrid ganó al Gremio Porto Alegre en Abu Dabi (1-0) y conquistó su tercer Mundial de Clubes, en los últimos cuatro años, el sexto título mundial junto a las tres Copas Intercontinentales que previamente logró.
EFE / VANGUARDIA LIBERAL
Real Madrid cerró un brillante 2017, en el que ganó cinco de los seis campeonatos que disputó. El elenco ‘blanco’ se impuso 1-0 sobre Gremio, para conseguir el tercer Mundial de Clubes de su historia bajo el nuevo formato, el sexto sumando la Copa Intercontinental.
(Foto: EFE / VANGUARDIA LIBERAL)
EFE / VANGUARDIA LIBERAL
Gremio intentó frenar al Real Madrid con orden táctico y juego defensivo, pero careció de volumen de ataque.
(Foto: EFE / VANGUARDIA LIBERAL)

Cristiano Ronaldo volvió a ser decisivo en una final con un tanto de falta que fulminó al Gremio brasileño (1-0), proclamó campeón del mundo al Real Madrid por sexta vez, tercera desde el cambio de formato al Mundial de Clubes, y cerró un 2017 inolvidable para el madridismo, el mejor de su historia con la conquista de cinco títulos.

El Real Madrid sacó a relucir su cara de las finales, siete consecutivas ganadas, especialista en las grandes citas y con un Cristiano Ronaldo decisivo, lanzado en el final de año con un puñado de récords que premian su hambre insaciable en el terreno de juego.

Una falta lejana a los 53 minutos la convirtió en gol con un disparo que se coló entre la barrera y botó para ser imposible de parar.

Zinedine Zidane y su grupo de jugadores pasan a la historia del Real Madrid cerrando el año con más títulos, cinco, con un Mundial de Clubes que pone el broche. Tuvo que pelearlo en una final de mayor nivel que el torneo. El Gremio mostró desde el inicio que el nivel competitivo ascendía y que para derribarle haría falta esfuerzo más fútbol.

Su presión alta de inicio fue un mensaje de intenciones con el objetivo de anular la creación de juego madridista. La dureza en sus entradas, un golpe bajo que dolió al equipo blanco en el arranque. Cristiano clamó al cielo con los tacos de Geromel en un gemelo cuando no se habían cumplido dos minutos, en una entrada por detrás sin opción ninguna de disputar la pelota. No recibió ni amarilla de un colegiado que bajaba el nivel de las amonestaciones.

Nada frenaría el ímpetu del Real Madrid, que ante las dificultades comenzó adueñándose del balón como primer paso en la búsqueda del éxito. Aparecieron Modric e Isco en su mejor versión, los dueños del juego, y solo faltaba enganchar algún balón a los puntas blancos.

El Gremio quería un partido largo, de desgaste. Con el balón intentaba mantener posesiones largas, buscar espacios en la defensa rival.

Pero Real Madrid fue encontrando los espacios y después del tanto de Ronaldo administró la mínima ventaja, ante un Gremio sin reacción.

El Real Madrid se convirtió en el primer equipo que revalida la corona de campeón del mundo y puso el broche perfecto a su inolvidable 2017.

Publicada por
Sin votos aún
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad