Publicidad
Mar Nov 21 2017
19ºC
Actualizado 05:45 am
Miércoles 30 de Agosto de 2017 - 12:01 AM

Desazón embarga a los arroceros de Santander

Hace 20 años en Santander las siembras semestrales de arroz podrían cobijar las 15.000 hectáreas. Por quiebra del sector, desaparecieron.
Suministrada / VANGUARDIA LIBERAL
Aproximadamente 100 arroceros de Santander y sur del cesar marcharon ayer por la Troncal del Magdalena Medio. Solo esperan nivelación de precios y refinanciación crediticia.
(Foto: Suministrada / VANGUARDIA LIBERAL)

Hace tres años los cultivadores comenzaron a florecer motivados por el programa Colombia Siembra, que impulsa el Ministerio de Agricultura.

En el 2016 se llegaron a sembrar unas 3.000 hectáreas y en el primer semestre de 2017 la cifra llegó a las 4.000 hectáreas, de las cuales 1.500 fueron arrasadas por el invierno.

De acuerdo con Editson Márquez Cárdenas, joven cultivador en la región de Salinas, en Puerto Wilches, los bajos precios “los están matando. Hay indecisión del Minagricultura con la resoluciones, ya que primero dijo que habría un incremento de $20 mil en carga, y ahora es de solo $5.000. Esa situación es aprovechada por la industria que nos ha llegado a pagar entre $90.000 y $105.000 la carga, lo que es una cotización ruinosa”, agregó.

Dijo que ante esa “situación, la gente no base a dónde mirar, porque todo el sector está acabado. Solo vasta observar a nuestros vecinos, los maiceros, y están en una situación similar”.

Frente a la posible refinanciación de créditos, para 1.500 hectáreas que fueron arrasadas por el río Magdalena, Márquez Cárdenas dijo que a la fecha no hay respuesta alguna, a pesar de haberle solicitado al Minagricultura la refinanciación para poder seguir trabajando.

Y para terminar de completar a la grave situación se suma la baja producción de arroz por vaneamiento de la espiga.

La recolección por hectárea tuvo un promedio de 60 bultos de 125 kilos, estimada como mala.

“Tras de que corneados, paleados. Malos precios y pésima producción nos llevó a la quiebra”, agregó.

No hay viabilidad

Los productores de arroz de Santander, estaban conformando una asociación con el fin de establecer una planta para el procesamiento del grano en Sabana de Torres, Santander, y así, ingresar a la cadena de valor de su producto. Pretendían transformar su producto para no quedar a expensas de la industria.

Esa iniciativa, de un solo tajo, salió de la agenda de los arroceros, pues estiman que no hay apoyo mínimo a la producción nacional. “Nos llegamos a meter, lo que implica endeudarnos más y no es raro que en pleno desarrollo del proyecto, abran las puertas a las importaciones de arroz de los Estados Unidos, y el proyecto quede volando”, estimó un líder arrocero de esa zona productora.

Publicada por
Contactar al periodista
Sin votos aún
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad