Viernes 1 de Agosto de 2014
Publicidad
Publicidad
Nacional
Patrocinado por:
Domingo 17 de Febrero de 2013 - 12:01 AM

Tenga una relación saludable con su tarjeta de crédito

Una tarjeta de crédito es una buena herramienta financiera. Permite tener liquidez en un momento en el que no se tiene el efectivo suficiente. En otras palabras, es algo así como un préstamo por adelantado, que su pago se puede diferir en una o varias cuotas.

Sin embargo, hay que usarla sabiamente para que no se convierta en una verdadera pesadilla. Expertos en finanzas personales le contaron a Vanguardia Liberal una serie de consejos para sobrevivir sanamente con este tipo de servicio financiero y tomar las medidas correspondientes cuando su manejo se salga de control.

Aunque generalmente las entidades financieras entregan a sus clientes tarjetas de crédito con un cupo equivalente a tres veces sus ingresos mensuales, eso no significa que deba gastarlo todo en una sola transacción.

Eduardo Arciniegas, experto en finanzas personales, asegura que el pago de sus cuotas debe ser de máximo el 30% del total de sus ingresos.

“Si usted se gana un millón de pesos, la sugerencia es que el total de sus deudas no sean más del 50% del total de su salario. Para el uso de la tarjeta use máximo el 30% de ese dinero. La idea es que tenga un margen de maniobra y no quede sobreendeudado”, asegura Arciniegas.

Relación sana

Según el programa de educación financiera de Asobancaria, usted y su tarjeta de crédito pueden tener una relación saludable, siempre y cuando tenga presente las siguientes recomendaciones:

• No adquiera productos o servicios con la tarjeta de crédito que sepa que no pueda pagar entre seis meses y un año.
• No realice pagos de los servicios públicos con la tarjeta, es recomendable que ese dinero salga de su presupuesto personal de gastos.
• No lleve cuentas mentales de los gastos realizados con la tarjeta, siempre es mejor escribir lo que se ha gastado para prevenir excesos.
• Aún si va a pagar en una cuota calcule que ésta no supere el 50% del salario que devenga mensualmente.

LISTA

Es clave la puntualidad

Otras sugerencias como puntualidad en sus pagos y pagar un poco más del mínimo, también son recomendaciones para que la tarjeta no se le salga de las manos.

1 Pague un poco más que el mínimo. Si no puede pagar el saldo completo, intente pagar todo lo posible. Siempre más que el mínimo.

2 Sea puntual en los pagos. Pagar puntualmente siempre beneficia. Se ahorra gastos en comisiones.

3 Revise su estado de cuentas mensual. Asegúrese de que su estado de cuentas refleje lo que usted compró.

4 Compare para obtener las mejores condiciones en una tarjeta de crédito. Si usted es de las personas que utilizan la tarjeta para como medio de financiación, intente obtener una tarjeta de crédito con una tasa de interés baja. Intente conseguir una tarjeta sin cuota anual, o una tarjeta con un buen programa de puntos (con reembolso de dinero en efectivo o descuentos en las tiendas).

5 Cancele las tarjetas de crédito con alto interés. Transcurrido un tiempo se debe evaluar la tasa de interés de cada tarjeta de crédito que se tenga y cancelar aquellas que nos carguen demasiado interés, aún si nos ofrecen un excelente programa de recompensas, pues al final, las recompensas obtenidas no compararán con los intereses adicionales incurridos.

6 No solicite demasiadas tarjetas de crédito a la vez. Su situación de riesgo aparece en los distintos informes bancarios, y podría inducir a pesar que está pasando por dificultades financieras.

7 Programe los pagos de tu tarjeta de crédito entre tus gastos, para evitar recargos.

8 Es recomendable utilizar la tarjeta a partir del día siguiente de la fecha de corte y durante los siguientes primeros días del período, ya que será mayor el período de tiempo entre la compra y la fecha de pago.

9 Si liquidas el importe total de las compras efectuadas durante el período, no pagarás intereses.

10 Protegerse del robo de identidad. Proteger su información personal y evitar el robo o clonado de su tarjeta de crédito es responsabilidad de cada uno. Así, por ejemplo, al realizar compras en línea, hay que asegurarse de que la contraparte es legítima antes de brindar cualquier información de la tarjeta de crédito.

Publicada por
REDACCIÓN VANGUARDIA LIBERAL, BOGOTÁ
Su voto: Ninguno (2 votos)
Compartir en facebookCompartir en twitterCompartir en my spaceAgregue a digg.com
Agregar comentario
Agregar comentario
Comentarios de facebook
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad

Zona Comercial

Publicidad
Todos los derechos reservados Galvis Ramirez & Cia S.A. - 2014 - Bucaramanga - Colombia. Prohibida su reproducción total o parcial, sin autorización escrita de su titular. Términos y condiciones