Lunes 15 de Octubre de 2018 - 12:01 AM

Debate del salario arrancará dos puntos encima de la inflación

Para los expertos, se tienen que evaluar varios aspectos como que el salario mínimo de $781.242 no es suficiente frente al costo de la canasta familiar que está aproximadamente en $1.300.000.
Archivo / VANGUARDIA LIBERAL
La discusión por un nuevo incremento salarial se empezará a vivir con mayor fuerza en la primera semana de diciembre, cuando empresarios y trabajadores empiecen a revelar las cartas que jugarán sobre la mesa de concertación laboral en beneficio de los trabajadores y la economía del país.
(Foto: Archivo / VANGUARDIA LIBERAL)

A pocas semanas de que inicie la discusión del salario mínimo para 2019, se empieza a vislumbrar el panorama de lo que podría ser el aumento para más de la mitad de los trabajadores del país, teniendo en cuenta que este año ha representado para Colombia una recuperación de la economía en varios frentes, como el incremento de los precios del petróleo y la confianza de los consumidores.

La Comisión de Concertación de Políticas Laborales y Salariales, conformada por los empresarios, sindicatos y el Gobierno Nacional, será nuevamente la encargada de discutir desde la primera semana de diciembre las diferentes variables para calcular el incremento del salario para el próximo año.

Aunque son pocas las veces en las que se ha llegado a un acuerdo desde que se creó la comisión, son muchas las expectativas en esta oportunidad, teniendo en cuenta que contará con la mediación de un nuevo Gobierno, en cabeza del presidente de la República, Iván Duque Márquez, y una economía que viene en un proceso de recuperación.

El incremento para 2018 logró, a último momento, llegar a una concertación entre los trabajadores y los empresarios, con una mediación del gobierno, quienes definieron un aumento del 5,9%, que se tradujo en los $781.242 que devengan los más de 11 millones de colombianos que ganan el mínimo actualmente.

Uno de los aspectos que se tiene en cuenta para calcular el incremento del salario es la inflación anual, así como la productividad del país. En ese sentido, el rango meta de inflación, tanto del Gobierno Nacional como del Banco de la República, está por el orden del 2% y 4%, teniendo como meta el 3%.

De acuerdo con el último informe del Departamento Administrativo Nacional de Estadística, Dane, la inflación anual se ubica en 3,23%, faltando por conocer la cifra del último trimestre (octubre, noviembre y diciembre), por lo que es probable que el cierre del Índice de Precios al consumidor, IPC, se ubique dentro de la meta.

Sin embargo, el inicio de la administración de Duque también ha marcado varios hechos en materia laboral, ya que desde hace unas semanas la Comisión de Concertación ha sido convocada por el Gobierno Nacional para generar espacios de discusión frente a los temas laborales en el país.

“El motivo principal de la reunión fue decirles a los miembros que en esta comisión no solo deben tratarse los temas laborales, sino también aspectos como el empleo y otros que afectan al país, porque nosotros tenemos la obligación de proponerlo y tenemos que tener claro que todavía no es el momento de discutir el salario mínimo”, indicó en septiembre Alicia Arango, ministra de Trabajo.

Una decisión que se puede evaluar

Lo cierto es que desde ya se puede ir evaluando el escenario que podría tener esta nueva discusión del incremento salarial, teniendo como base la cifra de inflación y el margen sobre el cual se moverían las partes para definir al pago que recibirán los colombianos a partir del próximo año. El decano de Economía de la Universidad Central, Erick Behar Villegas, consideró que a pesar de que falta algunas cifras por conocer, la inflación puede terminar entre 3% y 3,2%, pero esto dependerá del comportamiento de los precios al final del año y el efecto del dólar sobre la depreciación del peso colombiano, lo cual puede afectar a muchos sectores.

De acuerdo con el analista, se tiene que tener en cuenta que no solamente es el salario lo único que sube, sino que a la par de eso van los costos de las prestaciones sociales.

Por su parte, Iván Jaramillo, docente e investigador del Observatorio Laboral de la Universidad del Rosario, destacó que por orden constitucional el incremento del salario nunca puede estar por debajo del IPC, el cual es un criterio de base para una actualización de ese aumento.

“Lo que mide la inflación es la pérdida del poder adquisitivo y lo que se reconoce de aumento por ese valor es un ajuste y no un incremento, por eso la cifra siempre tiene que ser superior al IPC del año, que podría estar entre 3,2% y 3,5%. El gobierno generalmente no da más de uno o dos puntos cuando decreta el aumento unilateralmente y por eso es importante que las partes hagan un esfuerzo y logren una concertación en este tema”, explicó Jaramillo.

Publicada por
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad