Publicidad
Vie Oct 20 2017
22ºC
Actualizado 06:34 pm
Domingo 08 de Octubre de 2017 - 12:01 AM

El futuro promisorio de la economía colombiana

De acuerdo a un estudio realizado por la firma PricewaterhouseCoopers (PwC), al lado de México y Brasil, Colombia será una de las potencias económicas del continente en los años 2030 al 2050.

El panorama de lo que será la economía colombiana durante la próxima década es optimista, pese a que durante los últimos dos años ha existido un crecimiento más lento.

Según la firma PwC, Colombia sería el país de más rápido crecimiento en Latinoamérica en el 2030, cuyo potencial será más visible en el largo plazo, el cual podrá ser más notorio que en los casos de Argentina, Brasil y México.

“Si bien ha resultado ser afectada por la mediocridad en el desempeño de la economía global que ha marcado su ritmo de desaceleración (en 2016 cerró en 2,0 % frente al 3,1 % del 2015 y el sobresaliente 4,4 % del 2014), no ha sido tan profunda como en otros países de la región que también sufrieron la reducción de los precios del petróleo y otros commodities”, precisa la consultora.

De hecho, según las proyecciones de la firma de servicios profesionales y las del Fondo Monetario Internacional se estima que el crecimiento económico del país este año sea de 2,7 % y de 3,8 % en el 2018.

Colombia es considerada una economía estable, cuyas expectativas se centran en un crecimiento a tasas moderadas, a raíz del reconocimiento en sus esfuerzos por el impulso de sectores de infraestructura (vías de cuarta generación) y construcción (sobre todo en programas de viviendas de interés social), así como la promoción de su cadena agropecuaria y el desarrollo industrial que viene mostrando variaciones positivas en los últimos meses.

Economía prometedora

Actualmente Colombia se encuentra dentro de las economías más promisorias del grupo emergente, al ser la mejor ubicada en el ranking frente a sus pares latinoamericanas, aunque no en el mismo impulso como lo harán quienes están en el top 10.

Por un lado, se registra que el crecimiento real per cápita será cercano a tasas del 4 % y mucho mayor al poblacional que no sobrepasará el 1 % en proporción al PIB en el periodo 2016 - 2050, lo cual da a entender una tendencia moderada acorde a las proyecciones de PwC y a su vez, con un riesgo relativamente bajo a nivel demográfico, sin los problemas de superpoblación (como el caso de Nigeria y Pakistán) o disminución de su tasa de natalidad (como en Japón).

Para los analistas, en términos del PIB PPP, las dos economías más fuertes en el continente seguirán siendo Brasil y México que mantendrán un ritmo constante de crecimiento, mientras que Argentina y Colombia mantendrán una diferencia mínima de USD 0.25 trillones en promedio con un leve distanciamiento que se proyecta hacia el año 2050.

No obstante, la tasa de crecimiento de los cuatro países será a favor de Colombia de aquí a 2020, para luego estar en segundo lugar -después de México- en la siguiente década, tener la misma paridad porcentual en el siguiente decenio y estar levemente por debajo en la última década del estudio.

Desempeño sobresaliente

Para el ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, las condiciones están dadas para que la economía colombiana retorne a la senda de crecimiento de 4 %, y la estrategia hacia adelante es fortalecer los pilares sobre los que se sustenta ese objetivo.

“El déficit de cuenta corriente se ha corregido, la inflación ha descendido y está acercándose al rango meta del Banco de la República, y el empleo no se deterioró a pesar del menor crecimiento económico. El país afrontó de manera sobresaliente el choque petrolero. La tarea es continuar fortaleciendo los pilares que impulsen las fuentes de crecimiento, para que la economía vuelva a crecer a sus niveles de largo plazo (4,0 %)”, explica.

El ministro Cárdenas también asegura que la Reforma Tributaria de 2016 fue un paso importante para modernizar el sistema tributario en Colombia y despejar el panorama fiscal de la próxima década.

Por su parte, para el director de Planeación Nacional, Luis Fernando Mejía, para avanzar en la agenda de productividad y competitividad que permita a Colombia ser la tercera economía de la región en el 2030, es necesario trabajar en dos áreas: infraestructura y Planes de Ordenamiento Territorial (POT), que si bien corresponden a las autoridades locales, requieren solidez y fundamentación para impulsar la competitividad.

De acuerdo con el analista económico, José Manuel Restrepo, el principal problema a superar es la corrupción, que le resta competitividad al país: “lo triste de esta historia es que, mientras algunos de nuestros líderes nos meten en semejante problema (la corrupción), el mundo entero ve en Colombia una nación distinta. El mundo habla de la economía colombiana en muy buenos términos, pero internamente muchas cosas se siguen deteriorando por actos de corrupción y ausencia de liderazgos constructivos y coherentes con esa imagen positiva que tenemos en el exterior”.

El reto, entonces, es madurar como sociedad y desde el espacio de cada uno, contribuir no siendo parte de la corrupción, incluso en menor escala como sobornos, y estimulando la economía honrando los pagos, las deudas y el consumo responsable.

Oportunidad para las empresas

De acuerdo con PwC para el sector empresarial del país hay muchas oportunidades que impulsarían la competitividad de nuestra economía en las próximas décadas.

“Las empresas deben adoptar estrategias flexibles, dinámicas y pacientes para navegar en estos mercados emergentes que evolucionan y maduran rápidamente. El desarrollo del mercado emergente creará muchas oportunidades para el negocio. Estas posibilidades surgirán a medida que estas economías progresen en nuevas industrias, se comprometan con los mercados mundiales y mientras sus poblaciones, que son más jóvenes en promedio que las naciones avanzadas, se hagan más ricas”, señala la firma.

Explica el estudio que a medida que los países emergentes desarrollan sus instituciones, fomentando la estabilidad social y fortaleciendo sus bases macroeconómicas, se convierten en lugares más atractivos para invertir, hacer negocios, vivir y atraer talento.

“Estas economías evolucionan rápidamente y con frecuencia son relativamente volátiles, sin embargo, compañías así necesitarán estrategias operativas dinámicas y flexibles para tener éxito. Las empresas deben estar preparadas para ajustar su marca y sus posiciones de mercado y así adaptarse a diferentes preferencias locales y, frecuentemente, más matizadas”, advierten a los empresarios.

Para la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal), la clave está en promover la diversificación productiva sobre la base de la revolución tecnológica y de incentivos vinculados a la lucha contra el cambio climático.

Efectos positivos del posconflicto

Para PwC un punto fundamental en el crecimiento serán los efectos positivos que puede traer el posconflicto a la economía colombiana, a raíz de los acuerdos de paz entre el Gobierno y la guerrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (Farc) que permitirían un mayor desarrollo de los territorios que han sido azotados por la violencia y el narcotráfico, oportunidades de inversión en dichas comunidades y un mejoramiento en la calidad de vida de sus habitantes, reduciendo la brecha existente entre las urbes más desarrolladas y las zonas rurales.

La firma destaca que después de más de 50 años de conflicto armado, el acuerdo de paz le permitirá al país un mayor desarrollo social y económico. Sin embargo, deberá superar los retos pendientes en sectores como salud, educación, infraestructura y creación de empleo para poder llegar a su máximo potencial.

Aunque se trata de un hito importante en la historia reciente del país, también representa desafíos para su implementación y las necesidades de financiación para llevar a cabo los programas acordados en la negociación con el saliente grupo insurgente y su reintegración a la vida civil.

Publicada por
Sin votos aún
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad