Viernes 14 de Marzo de 2014 - 10:12 AM

'Ciudad delirio' la película que puso a bailar a Cartagena

Anoche el Delirio estuvo junto al mar de Cartagena y el telón que sirvió de pantalla para proyectar la película por momentos bailó también con la salsa salida de la hermosa película que dio apertura a la versión 54 del Festival Internacional de Cine que empezó el jueves.
Colprensa/VANGUARDIA LIBERAL
'Ciudad delirio' la película que puso a bailar a Cartagena
(Foto: Colprensa/VANGUARDIA LIBERAL)

La película, Ciudad Delirio, se estrenó allí, en premier mundial, proyectada en el teatro al aire libre dispuesto en la Plaza de Aduanas como la invitada especial, la primera de todas, la niña más linda de la fiesta.

Tal vez por eso el viento venido del mar, incapaz de dejar su coquetería entre la arena y los espolones, cada tanto llegó a mover el telón suavecito, como si esos dos también estuvieran de baile.

Antes de que empezara la proyección, la ministra de Cultura, Mariana Garcés, la anunció como un gran honor: “En mi calidad de caleña y vallecaucana, es un gran honor estrenar Ciudad Delirio. Gracias a Delirio por existir, porque fue la inspiración de lo que vamos a ver aquí”.

Diego Ramírez, el productor, también habló emotivo en la tarima, poco antes de que el telón y la película empezaran su coqueteo: “Cada que hablo de una película, hablo como cuando hablo de mi hija, que es un milagro”.

A su lado, Chus Gutiérrez, la española nominada tres veces a los Premios Goya que dirigió la película, había hecho acomodar a todo el elenco. Ellos, sin hablar, desde lejos se veían compartiendo algo de todo ese sentimiento que en la noche del jueves, al fin, además de lágrimas y sueños y risas e ilusiones, fue también una película de carne y hueso.

Y el milagro, o al menos ese milagro del que habló Diego, pronto pasó a ser otro milagro. Porque, sin duda, convertir una idea en una historia y que esa historia llegue a la pantalla, es un asunto con vericuetos difíciles de explicar.

Pero que una historia sobre una ciudad empeñada en mostrar su cara más oculta surta efecto en otra ciudad lejana, eso sí que resulta milagroso.

Y eso fue lo que pasó el jueves, cuando Ciudad Delirio empezó a ser proyectada a las ocho y dos minutos de una noche de cielo despejado y luna chiquitica. Fue lo que pasó cuando la gente, y no los bailarines que estaban allí, no los actores, no los caleños que estaban en las sillas y graderías, de un momento a otro empezó a dejarse llevar por esa película que bien puede verse o bien puede bailarse.

Fue lo que pasó cuando más de uno, entre la oscuridad que dejaba la luna, movió los hombros cuando sonaron las canciones de Niche y Guayacán que hacen parte de la banda sonora. Fue lo que pasó cuando unos y otros terminaron sometidos por el delirio del que también es dueña esa ciudad sin murallas y mar espumoso que algunos llaman Cali.

Hasblady Sabala, bailarina de 22 años de edad que hizo parte del elenco, vestido rojo, piercing diminuto en la nariz, decía en la mitad de la Plaza de Aduanas que estaba muy feliz. Su dicha tenía dos razones: una, Manolo Cardona, galán de telenovelas que llegó hasta ahí para ver la premier y con el que pudo tomarse una foto; la otra, “que es muy chévere haber hecho parte de una película que habla de lo que hace toda una ciudad”.

Sus palabras, tan sencillas en apariencia, tan profundas de fondo, bailaron al mismo ritmo de la película: Ciudad Delirio se estrenó en la noche del jueves como una historia que parece sencilla pero que tiene un trasfondo tan denso como el del baile, ese ritual que dos intentan para acercarse y comprenderse.

Porque de eso trata la película, de una invitación a un baile como esos de antes, que servían para conocer mejor a una muchacha. Como a esa, que el jueves en Cartagena, fue la más linda de la fiesta.

Datos ‘delirantes’

‘Ciudad Delirio’, una comedia romántica rodada en Cali, que tiene como trasfondo la pasión caleña por la salsa, es una coproducción entre 64-A Films, Colombia, y Film Fatal, España.

El filme, dirigido por la cineasta española Chus Gutiérrez es protagonizado por la actriz y bailarina caleña Carolina Ramírez, recordada por sus actuaciones en ‘La hija del mariachi’ y ‘La Pola’, y por el español Julián Villagrán, ganador del premio Goya por su actuación en Grupo 7.

La película cuenta con un elenco de actores de la talla de Vicky Hernández, Jorge Herrera, Margarita Ortega y Jhon Alex Castillo y narra la historia de Javier, un médico español tímido y reservado que asiste en Cali a un congreso de Medicina. Allí comparte una noche mágica con Angie, bailarina y coreógrafa, cuyas ilusiones están puestas en la audición para formar parte de Delirio.

Publicada por
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
5 ventajas de estar sola
Muchas veces cuestionamos la soledad y la visualizamos como a un enemigo que nos quiere ver y hacer sentir débiles. Lo que no sabemos es que estar...
Publicidad
Publicidad