Reflexiones | Noticias de santander, colombia y el Mundo | Vanguardia.com
Publicidad
Dom Oct 22 2017
20ºC
Actualizado 05:55 pm

Reflexiones | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2008-10-30 01:49:29

Reflexiones

“No hay envidia de la buena, ni ira santa, ni mentira piadosa, ni crítica constructiva..”.  Ese pensamiento es de mi tío Alonso Gutiérrez Ribero quien ha dedicado su vida a formarse en el Derecho, la música y la literatura. Muestra que esas conductas tienen una connotación diferente a la que las personas le dan.
Reflexiones

Veamos: envidia de la buena no puede haber. Ésta se identifica con el disgusto o pesar del bien ajeno. Quienes transitan ese camino, no pueden dormir tranquilos, rumian sus desgracias, atollados en su mísera condición personal. Cuántas personas no se duelen del éxito de los demás, sin preguntarse qué han dejado de hacer para lograrlo?. Como enseña Séneca en su obra de Ira, “contentémonos con lo nuestro, sin hacer comparaciones; nunca será feliz aquel a quien atormente el que es más feliz que él...”.

Ni ira santa. Es una contradicción. La cólera es mala consejera; conduce a la irreflexión, que es la in conciencia en toda su actividad. Nuestro Presidente que goza de gran popularidad, se ha “escachado” más de una vez, cuando se ha tornado irascible para imponer sus ideas.  Ha descendido de su nivel de estadista a otro que no le corresponde, enviando mensajes equívocos a quienes presumen en él, un líder atemperado y no iracundo.

Ni mentira piadosa. La mentira se confunde con el engaño. No tiene nada de piadosa, porque si así fuera se buscaría con ella el respeto hacia lo correcto, lo bueno o lo santo.  Se apela a esta conducta porque sabemos el costo que significa decir la verdad. Tiene mucho de mentira decir verdades que no se sienten.

En Colombia sí que es costoso ser sincero; hasta la vida puede peligrar. Todos mentimos de alguna u otra forma. Anatole France, Premio Nobel 1921 afirma: “...la mentira, la literatura, es lo que distingue al hombre de la bestia...”.

La crítica constructiva. Quien critica no lo hace gratis, busca con ello sustituir o destruir algo. Está convencido de que su argumento o posición es la mejor. Es el arte de encontrar razones para no admirar. Es un mundo complejo e insospechado porque tiene que ver con todo lo que hace el hombre. Oscar Wilde decía algo en su obra, El Crítico Artista, que siempre será válido: “Un crítico no puede ser imparcial... Sólo podemos dar una opinión imparcial sobre las cosas que no nos interesan; sin duda por eso mismo las opiniones imparciales carecen siempre de valor..”.

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad