S谩b Sep 24 2016
19ºC
Actualizado 06:16 pm

Correos electr贸nicos no son prueba | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2008-11-08 05:00:00

Correos electr贸nicos no son prueba

Los correos electr贸nicos no pueden ser utilizados como prueba en procesos judiciales si no est谩n avalados por una autoridad competente y mucho menos si no han sido autorizados por la persona a la que van dirigidos.
Correos electr贸nicos no son prueba

As铆 lo consider贸 la Corte Constitucional, con ponencia de la magistrada Clara In茅s Vargas, al darle la raz贸n a *Mauricio un hombre quien mantiene un proceso de separaci贸n con *Clemencia, su esposa, por cuenta de un mail que la mujer esgrimi贸 en el juicio y con el cual pretende demostrar la infidelidad de su esposo.

Para la Corte, es claro que ese tipo de documentos no puede ser obtenido sin una orden judicial previa y agreg贸 que 茅sta 煤ltima no puede violar el derecho a la intimidad de la persona propietaria del correo, inclusive cuando, como en este caso, el correo electr贸nico sea compartido.

En tal sentido, se帽al贸 que la interceptaci贸n de ese tipo de comunicaciones no es v谩lida sin cumplir con los par谩metros legales, a pesar de lo cual debe contar con la autorizaci贸n de la persona propietaria del mail, so pena de violar derechos fundamentales como lo es la intimidad.

聯La circunstancia de que exista consentimiento entre personas, en este caso entre c贸nyuges, para utilizar la misma cuenta de correo electr贸nico, adem谩s de no encontrarse probada, no es una raz贸n suficiente para darle validez o eficacia probatoria a los mensajes de datos aportados al proceso judicial聰, dijo la Corte.

AUTORIZACI脫N DEL JUEZ

Frente a la posibilidad de que se cuente s贸lo con la aprobaci贸n del juez de cara a la revisi贸n del correo electr贸nico, la Sala consider贸 que en casos como el estudiado siempre se deben garantizar la efectividad de los principios, derechos y deberes consagrados en la Constituci贸n.

Al respecto se帽al贸 que 聯la sola existencia de un mandato judicial destinado a interceptar o registrar correspondencia o comunicaciones privadas, no se constituye, de por s铆, en una habilitaci贸n suficiente para vulnerar el derecho a la intimidad聰.

Por ello, agreg贸, en el hipot茅tico caso de que la funcionaria judicial pueda ordenar la pr谩ctica de pruebas, deber谩 tomar en cuenta que su facultad no es ilimitada o absoluta, pues en un momento determinado puede llegar a invadir la intimidad del afectado con la medida.

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad