Productos que iluminan y embellecen el hogar | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2008-11-09 05:00:00

Productos que iluminan y embellecen el hogar

Hace 34 años, la pareja de esposos conformada por Julio Cediel y Cecilia Serrano iniciaron la que hoy es una de las más importantes empresas santanderanas, dedicadas a la fabricación y comercialización de productos de iluminación y decoración para el hogar.
Productos que iluminan y embellecen el hogar

En una pequeña casa, de no más de 200 metros cuadrados y tan sólo con seis empleados, Decoriente comenzó a atender las necesidades en materia de decoración en el oriente colombiano.

Su éxito fue tan rápido que al poco tiempo de estar funcionando, la empresa ya manejaba negocios con mayoristas no sólo en Santander, sino también en Norte de Santander, Cesar y la Costa Atlántica.

Julio César Cediel, quien ahora se desempeña como subgerente administrativo de Decoriente, heredó de sus padres el amor por el trabajo, y más aún por aportar su granito de arena en el desarrollo de la empresa familiar, vocación que comparte con sus dos hermanas y algunos miembros más de la familia.

Según Julio César, desde su comienzo se ha empeñado por fortalecer su lema “los ambientes de tu hogar” y es gracias a esto que se han logrado posicionar cada vez más como una empresa que ofrece las mejores alternativas en materia de decoración para empresas y hogares, de acuerdo al estilo de los santandereanos principalmente, pero atendiendo la evolución en conceptos arquitectónicos del momento.

“Siempre hemos mantenido una filosofía pensando en los principios de decoración, creando ambientes propios del hogar y de las empresas para que nuestros clientes logren imaginar cómo se vería cada uno de los productos en sus espacios, es por eso que buscamos que nuestro almacén sea siempre una vitrina atractiva donde las personas puedan encontrar desde el más pequeño de los detalles en decoración, hasta los elementos más especializados para sus hogares y oficinas”, cuenta Julio César.

Muestra de progreso

En 1980, gracias a su crecimiento y reconocimiento, la empresa logró trasladarse al local en donde actualmente funciona, y de acuerdo a las necesidades y exigencias del segmento se ha ido expandiendo hasta apoderarse casi de la totalidad de la cuadra.

La dinámica de la economía regional se convirtió en uno de sus principales aliados. “Santander comenzó a tomar mucha fuerza en el tema del turismo, cada vez las regiones se hacían más competitivas en este tema y el auge en la construcción de hoteles y restaurantes nos llevaron a tomar la decisión de especializarnos un poco más en el segmento comercial, es decir, comenzamos a crear estrategias para atender clientes institucionales”, explica el subgerente administrativo de esta empresa santandereana.

Fue así como casi sin darse cuenta, pero tal como lo tenían planeado, Decoriente pasó a ser la opción preferida por los dueños de restaurantes y hoteles en el momento de adquirir los elementos con los que atenderían a sus clientes.

Además, por iniciativa del fundador de la empresa, y con el apoyo de un grupo técnico especializado, la empresa comenzó a fabricar sus primeras lámparas, decorativas y comerciales, que desde entonces han sido su producto bandera.

“Fue una forma de responder al mercado arquitectónico. Escuchar a nuestros clientes, conocer de cerca sus necesidades, sus gustos y preferencias a la hora de decorar, fueron piezas claves en este proceso de creación de nuestro propio producto”, recuerda Julio César.

Calidad e innovación

Pero no solo los productos nacionales han logrado posicionar a esta empresa en el mercado regional. También las importaciones de Estados Unidos, China e Italia, entraron por primera vez a los hogares santandereanos gracias a los negocios establecidos por esta familia de empresarios.

“Ha sido una lucha fuerte, pues siempre en este tipo de negocios se tiene que vencer esa imagen de que las empresas legalmente constituidos ofrecen precios muy altos. Nosotros hemos puesto por delante la calidad, la innovación y el excelente servicio como prenda de garantía de nuestros productos y con esto hemos logrado contrarrestar el contrabando y ganar la confianza de las personas”, dice el joven empresario.

Pensando en el futuro

Una de las grandes satisfacciones de esta familia de empresarios es ver que de un local de 200 metros, actualmente cuentan con un espacio de 2.200 metros,  en donde ofrecen 14 categorías de productos para el hogar y las empresas.

Por su parte, Julio César, ratifica su compromiso con la evolución de la empresa y para eso piensa  en una constante evolución de los productos.

“Esperamos que en los próximos años, podamos tener más de un punto de venta en la ciudad y llegar a más hogares, gracias a nuestra experiencia en distribución”, concluyó el empresario.

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad