HAGASE OIR | Noticias de santander, colombia y el Mundo | Vanguardia.com
Publicidad
Sáb Dic 16 2017
27ºC
Actualizado 12:49 pm

HAGASE OIR | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2008-11-28 05:00:00

HAGASE OIR

HAGASE OIR

el Presidente que ha cambiado el estilo de hacer política, que no es el fascista que desdibuja la oposición pero tampoco el mesías indispensable que recrean sus áulicos, ese mismo con la  franqueza y autoridad que desbarata huelgas, deslegitima opositores, estigmatiza enemigos, nombra embajadores de dudosa reputación, defiende a sus polémicos ministros, se ha quedado sin autoridad moral. Nadie sabe dónde se quedo regada la moral del Presidente, que tiene forma de señora gorda y pobre que se endeudó en un banco para depositar su esperanza en una pirámide. Nadie sabe ni se explica porqué Uribe ha sido incapaz de conciliar la moral con las acciones de su gobierno.

Aunque debo vaticinar que en vano serán los augurios y las cuentas alegres de los opositores, pues el maltrecho Presidente es un político colosal que por cualquier cosa podrá reinventarse y resurgir de sus cenizas, mientras su moral, esa señora gorda de las que les hablaba, seguirá haciendo cola, esta vez para que le devuelvan la plata.

Halinisky Sanchez M.

Comentario a las “protestas” en la UIS

No podemos permitir que esto vuelva a pasar. La comunidad UIS toda al unísono debe empezar a buscar las formas para que estos sucesos que atentan contra el bienestar general y el propósito social de la Universidad Pública, no sucedan otra vez.

Esta clase de manifestaciones son anacrónicas (ya no son eficaces en cuanto al logro de sus propósitos -el mensaje-) y por lo tanto son poco inteligentes. Manchan con su sombra a la universidad Pública y justifican cualquier acción de autoridad del Estado. Son ellos un enemigo más de la Universidad junto a las intenciones privatizadoras y los recortes presupuestales del Gobierno Central.

Yo demando a los estudiantes no ser indiferentes ante estos actos fascistas, no arrodillarse ante sus imposiciones injustas porque son contrarias a los derechos de educación y libertad de expresión que significan el derecho a pensar diferente; ¿o es que acaso son representativos de la comunidad universitaria? Yo demando a los estudiantes de conciencia crítica para buscar formas más creativas, inteligentes y constructivas de manifestación, una que no vulnere los procesos educativos, el propósito social de la universidad Pública ni el bienestar de la misma. Pensemos los costos de reparación de los daños, cuántas oportunidades menos de desarrollo quedan tanto para la UIS como para la sociedad (que es en ultimas la proveedora y usufructuaria de la Universidad).
 
Diego Fernando Meneses

Mal servicio en San Gil

Gracias a las expectativas de los turistas nacionales sobre el parque nacional Panachi, la belleza del Cañón del Chicamocha y la próxima puesta en marcha del teleférico, seguramente vendrán muchos de todo el país y porqué no, del extranjero.

¿Estamos preparados para atenderlos y que se cumpla el dicho: Turista satisfecho trae más turistas? No. En San Gil, epicentro además de los deportes de Canotaje, de las visitas a Barichara y al parque nacional de Virolin, Charalá y otros, es una pena el servicio de restaurantes con sus platos típicos santandereanos.

El servicio de menaje o sea los platos, cubiertos, etc., es pésimo. El servicio de baños deja qué desear. En el malecón no hay baños públicos. En el parque principal no se poda el jardín, en fin. Señor alcalde de San Gil, póngase las pilas con las asesorías a estas actividades comerciales y no desperdiciemos esta oportunidad de oro que se presenta con el turismo que beneficiará sin duda a su pueblo.
 
Néstor Muñoz


Dinero fácil

Lo ocurrido recientemente con el fenómeno de las pirámides, es un síntoma de que en Colombia existe la cultura del menor esfuerzo y la creencia de que es posible vivir sin trabajar.  Es desafortunado que muchas personas hayan visto frustradas sus esperanzas y comprometido el futuro de sus familias en una inversión riesgosa que ofrecía obtener grandes dividendos en corto tiempo, pero lo es aún más el hecho de que esta forma de estafa haya permeado todas las esferas de la sociedad, incluso la clase dirigente.  

No se puede esperar desarrollo en una sociedad en la que persiste la cultura mafiosa, ya que los pilares sobre los que  ésta se funda son los valores éticos y morales de las personas que la conforman. Un ejemplo de esto fueron los colonos ingleses que en el siglo XVII llegaron a Estados Unidos; para los puritanos el trabajo era una forma de servir a Dios y la austeridad en su forma de vida fue lo que finalmente sustentó el desarrollo que actualmente hacen del país del norte la primera potencia económica y militar del mundo.

Colombia es una sociedad que está moralmente enferma y que por lo tanto requiere un tratamiento que no es el que está haciendo el gobierno, el cual quiere apagar el incendio apelando a medidas de excepción que le permiten formular Decretos para tratar de superar la contingencia. Es necesario repensar la sociedad en que vivimos y apelar a la educación, no entendida ésta solamente desde lo institucional, sino también desde la familia y otros espacios como medio que a largo plazo  formará a ciudadanos moralmente aptos para conformar la sociedad que anhelamos.

William Sarmiento Gómez

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad