Dos niños resultaron quemados con pólvora el lunes festivo | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2008-12-10 05:00:00

Dos niños resultaron quemados con pólvora el lunes festivo

Por causa de la manipulación equivocada de fuegos pirotécnicos, dos menores de edad, una niña de tan solo 17 meses y un niño de 4 años, resultaron quemados la noche del lunes festivo en sus rostros.
Dos niños resultaron quemados con pólvora el lunes festivo

Los hechos, que ocurrieron de manera aislada en el sector comercial y nororiental de Barrancabermeja, dejaron entrever que aún existen padres de familia que no han asumido el rol de la nueva cultura en cuanto al moderado uso y supervisión de los juegos pirotécnicos en los menores.

Aunque el gobierno implementó dispositivos de seguridad para la venta de este material peligroso sólo para adultos, algunos padres entregan a sus hijos el peligro en sus manos - sonajeros, chispitas, papeletas, platillos voladores, truenos, pitos, platillos   entre otros- para que éstos jueguen sin la supervisión adecuada.

El primer hecho relevante ocurrió en el barrio Palmira, sobre las 8:30 de la noche, donde el descuido de una abuela -a quien los padres le encomendaron la menor -  dejó que una pequeña de 17 meses se quemara con una chispita mariposa a la altura del ojo izquierdo.

El hecho ocurrió momentos en que la niña hacía uno de los giros con su mano sin prever en medio de su inocencia la distancia, siendo remitida de urgencia a un centro asistencial de la ciudad.

El segundo hecho se reportó  sobre la medianoche del lunes, en el barrio Miraflores, donde unos padres que departían en una fiesta descuidaron a su hijo de 4 años de edad, momentos en que éste jugaba con otros menores en la calle igualmente con chispitas.

Al parecer otro menor acercó demasiado el juego pirotécnico quemándolo en su rostro cerca de uno de sus ojos. El pequeño igualmente fue atendido en un centro asistencial del puerto petrolero.

“Hay que hacer un llamado a los padres de familia, para que eviten accidentes, los padres deben estar supervisando cada movimiento de los niños deben ser muy cuidadosos”, dijo el comandante de la Policía del Magdalena Medio, coronel Rafael Ernesto Rojas Guatibonza. Unidades médicas reportaron que los menores ya se encuentran fuera de peligro, pero bajo supervisión mientras sanan sus heridas.

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad