“Salude mijo” | Noticias de santander, colombia y el Mundo | Vanguardia.com
Publicidad
Sáb Dic 16 2017
27ºC
Actualizado 01:47 pm

“Salude mijo” | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2008-12-12 05:00:00

“Salude mijo”

Eso le decían los papás a los hijos cuando llegaban a una visita. Y “de las gracias”, “mire a los ojos cuando le hablan”, “sea afectuoso con la tía sorda y amable con los primitos menores”.
“Salude mijo”

Todo eso, antes de que las habilidades básicas para relacionarse perdieran importancia ante las comunicaciones móviles. El “pelado” entonces, sin un celular entre los dedos para escapar del reto de construir nuevos lazos y sin más recurso que meter las manos a los bolsillos del blue-jean, terminaba interactuando con la visita y enfrentando un “tête à tête” que le servía de primicia para aprender a socializar.

Ahora todo el mundo está al alcance de la comunicación instantánea, veloz y concreta, sin las demandas de la proximidad física, que exige cosas tan raras como “romper el hielo”, ganar empatía y, en fin, crear vínculos personales de diverso calibre.

En Navidad por ejemplo, las visitas a primos y parientes abrían la puerta a un intercambio social que construía “relaciones”. Hoy la conectividad global nos permite salir del paso con un mensaje de texto al celular o un e.mail enviado a destinatarios múltiples. Y, claro, los pequeños monstruos que criamos, vienen cogidos de una mano del papá y de la otra de un aparato que los “conecta” con el mundo lejano y los aísla de su realidad inmediata.

“Conectados” pero “no relacionados”. Unos pequeños autistas que no saben saludar y mucho menos establecer y mantener una conversación espontánea y abierta. Son, eso sí, maestros de la comunicación desechable que les permite entrar y salir del “Chat” al primer antojo de la utilidad, sin el esfuerzo ni el sacrificio que constituye el precio de cualquier “relación” interpersonal. Saltar de un “chateador” a otro, hablar o permanecer en silencio son comodidades de la nueva escena social virtual.

En casa, por supuesto, no enfrentan ningún tipo de reto de relación familiar. Cada miembro de la familia se debate en una simple lucha territorial para instalar sus “conexiones” con el mundo exterior, las cuales reemplazarán cómoda y útilmente las “relaciones” intrafamiliares.

* * *

No puedo cerrar estas líneas sobre las nuevas comunicaciones, sin hacer explícito el duelo social por la prematura pérdida de Claudia Hakspiel, un alma dulce, de maneras y palabras impregnadas de alegría y afecto; inolvidable. Abrazo solidario para sus hermanas, hermano, esposo e hijos.

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad