HAGASE OIR | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2009-01-28 05:00:00

HAGASE OIR

Centro de convenciones en la Ciudad Bonita El viceministro de Turismo, Dr. Oscar Rueda García, santandereano él, en la inauguración del teleférico de Panachi, exhortó a la dirigencia santandereana a construir el centro de convenciones de Bucaramanga.
HAGASE OIR

Esta se constituir√° en una obra que permitir√° el desarrollo de las actividades comerciales, industriales, tecnol√≥gicas, (seminarios, exposiciones y encuentros entre otras) y hasta presentaciones de artistas y toda clase de eventos sociales. El a√Īo pasado, de los eventos que los gremios realizaron a nivel nacional solo uno se hizo en Bucaramanga y fue el relacionado con el calzado; los dem√°s todos en Cartagena y Medell√≠n. Al alcalde y al gobernador se les ha o√≠do decir que desarrollar√°n el Teatro Santander y el centro cultural del oriente.

Muy bueno, pero ser√≠a mejor no atomizar los recursos y focalizar el esfuerzo conjunto en un proyecto como el de Centro de Convenciones del Oriente. Sugiero que en las antiguas instalaciones del teatro Sotomayor y en su lote adyacente, se construya un moderno Centro de Convenciones con parqueaderos y todas las comodidades para que Bucaramanga tenga otro polo tur√≠stico m√°s, adicional al que hay en la regi√≥n con el deporte de aventura. La ciudad es atractiva a nivel nacional pero no hay infraestructura. Recordemos que debemos hacer todos los esfuerzos por merecer el apelativo de Bucaramanga Ciudad Bonita. La dupla Serpa ¬Ė Vargas debe acometer lo que muchos a√Īos de politiquer√≠a le negaron a Santander. ¬°Santandereanos siempre adelante, ni un paso atr√°s!

N√©stor Mu√Īoz

El teleférico

Santander es un departamento privilegiado. Como todos los santandereanos de nacimiento y de corazón, me he sentido siempre muy orgullosa de las incontables riquezas de nuestra región. Por ejemplo, tenemos la más importante y encantadora de todas las riquezas en la gente: por su calidez, su espíritu de superación, sus capacidades, su tenacidad y su inteligencia. Tenemos una incomparable riqueza en los recursos naturales y en la majestuosa topografía que Dios nos dio y que embelesa a todos cada vez más.

Pues el s√°bado nos sentimos a√ļn m√°s contentos porque una empresa tit√°nica y de la m√°s alta tecnolog√≠a mundial, una vez m√°s fue hecha realidad y ejecutada por santandereanos visionarios que tienen el coraje por estandarte, que llevan como escudo la libertad y que representan lo que somos capaces de lograr. Ante la imponencia de una idea de esa categor√≠a tuvimos la gran fortuna de recibir el decidido apoyo de colombianos como el presidente Uribe para hacer lo casi imposible. El telef√©rico continuo m√°s largo del mundo, anclado en un lugar incomparable de nuestra geograf√≠a, posicionar√° positivamente el nombre de Santander y de Colombia en la mente de millones de personas.

En nombre de las muchas personas que tambi√©n conmigo se han maravillado por tan magna obra, quiero felicitar con el coraz√≥n a quienes participaron en la creaci√≥n, dise√Īo y ejecuci√≥n del complejo, los equipos de trabajo dirigidos generosamente por: el gobernador Horacio Serpa, el ex gobernador Hugo Aguilar, el Vice ministro Oscar Rueda, el alcalde Fernando Vargas, el gerente de Panachi Carlos S√°nchez, los constructores de Ingsas Juli√°n Acosta y Jorge Dangond, al gerente de la Electrificadora de Santander Ricardo Roa, el gerente de Poma Andr√©s Sardi, los gerentes de Termot√©cnica N√©stor Fiallo, William y Francisco V√©lez y el interventor de Interpro C√©sar D√≠az, entre otros.

Ella Cecilia Escandón Palacios


¬ŅReelecci√≥n?

Leyendo detenidamente el discurso de Angostura, en el que el General Bol√≠var comenta ¬ďLa continuaci√≥n de autoridad de un mismo individuo frecuentemente ha sido el t√©rmino de los gobiernos democr√°ticos.

El pueblo se acostumbra a obedecer y √©l se acostumbra a mandarlo; de donde se origina la usurpaci√≥n y la tiran√≠a¬Ē. Todo esto no lo aplica el Comandante Ch√°vez y menos lo que comenta Bol√≠var en su Carta de la Magdalena del 4 de Junio de 1.826, en la cual el presidente del Senado de Colombia le comenta que ha sido designado nuevamente a la Presidencia, el General le contesta que ha sido Presidente por 14 a√Īos en medio de la guerra y √©l es militar con conciencia de soldado, un brazo fuerte que no puede manejar el bast√≥n de la Pol√≠tica, m√°s bien la Espada.

El Comandante Chávez hace caso omiso a todo esto, pues la carta Bolivariana es a su acomodo. De pronto si el presidente Uribe estudia estos apartes, toma una determinación y se retira del todo de esta reelección o más bien se declara abiertamente partidario de su nueva candidatura y podrá así dejar descansar a todos los futuros candidatos y mejor éstos se estructuran a fondo en la continuidad de la Política de la Seguridad Democrática y en todos los problemas concernientes a la salud y economía nacional. Gracias Dr. Uribe, por todos los beneficios que hemos recibido en este mandato.

Diego Serrano Acevedo

A propósito de dos columnas

No nos gustó el comentario de Eduardo Pilonieta en la columna del 23 de enero. Lástima que sólo vio la forma, no el contenido da la posesión de Obama.

Crey√≥ que comentaba el pan y circo de los pueblos tercermundistas como el nuestro. No dignific√≥ la trascendencia del cambio, eso que so√Ī√≥ Martin Luther King; no entendi√≥ el esp√≠ritu jacobino de la cultura anglosajona: la ley y la Biblia y el aporte afrodescendiente, como su agregado cultural. Las comparaciones son odiosas pero no me queda otro recurso y encuentro la diferencia con el art√≠culo de Jairo Alfonso Mart√≠nez con el humor de Cr√≥tatas y ah√≠ s√≠ hay profundidad conceptual y anal√≠tica sobre los primeros pasos de un gobierno serio y comprometido con su campa√Īa pol√≠tica.

Definitivamente Obama nos desnudó. Quedamos como lo que somos: tropicalistas, amnésicos y hasta ingenuos cuando de analizar a nuestros políticos se trata. Seguimos con las comparaciones: no encontramos un referente en nuestro medio como Obama, ni siquiera en la izquierda; lo que sí tenemos es una réplica de Bush y ya sabemos de quién se trata.

Ernesto Rodríguez A.

 

 

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad