Publicidad
Publicidad
Mié Dic 7 2016
25ºC
Actualizado 01:36 pm

Incertidumbre por el precio de la carne | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2009-02-08 05:00:00

Incertidumbre por el precio de la carne

Durante más de 50 años viene funcionando la planta de sacrificio de Socorro en el casco municipal, lo que ha traído una serie de inconvenientes porque no está ubicado correctamente dentro del EOT, Esquema de Ordenamiento Territorial.
Incertidumbre por el precio de la carne

Adicionalmente, la historia de la planta de sacrificio ha estado ligada al cumplimiento de las normas de salubridad y ambientales que ordenan las entidades como la CAS, Corporación Autonomía Regional de Santander y el Invima.

Lo anterior se remonta al 22 de enero de 2001, cuando la CAS informó al municipio sobre las adecuaciones que debían ser implementadas para poder operar dentro de la ley.

Para ese momento el municipio tenía un año de plazo para adquirir un lote adecuado para la construcción de la planta de sacrificio, ponerla en operación y solucionar  los trámites de estudios para viabilidad el proyecto.

Sin embargo estas adecuaciones no fueron hechas, por lo que la CAS volvió a notificar al municipio por medio de resolución 00643-05 del 30 de agosto de 2005, en donde se le exigían los mismos requerimientos.

En la resolución la CAS insistió en la compra del lote, además de la consecución de las Licencias Sanitarias del Matadero Seccional ante la Secretaría de Salud, así como el tratamiento de las aguas residuales antes del vertimiento residual.

El plazo último otorgado por la CAS para la implementación de estos requerimientos se cumplió el pasado 15 de enero de 2009.

El comité de ganaderos

El presidente del comité de ganaderos de la Hoya del Río Suárez, Horacio Plata Gómez, también se pronunció en torno al cierre del matadero, y dijo que ahora lo que se necesita es unirse en torno a la consecución de una pronto solución.

Para Plata Gómez, el incremento en los precios de la carne no será tan exagerado; pues aseguró que el comercio de carne en Socorro se basa en animales que son transportados de toda la provincia para ser sacrificados en el municipio.

Aclaró que ahora la diferencia está en que los animales serán trasportados en canal y no en pié.

Finalmente el presidente del comité de ganaderos invitó al fortalecimiento del cuarto frío de la plaza de mercado, para que opere de manera adecuada y garantizar la maduración del producto.

Además agregó que es indispensable iniciar con las gestiones para la realización de un matadero regional.

El gremio de peseros

Las principales voces de protesta por el cierre del matadero  vienen del gremio de peseros, quienes afirman que el aumento en los precios de la carne será un hecho.

Uno de los voceros del gremio, Julio Steves Sánchez, propuso una marcha pacífica para manifestar la inconformidad por el cierre.

Por su parte, Ronaldo Sánchez Castillo, quien también tomó la vocería de los peseros, dijo que si habrá un incremento en el costo de la carne, debido al transporte del producto, por lo que hizo un llamado a la CAS para que sean mas flexibles, pues como él lo dice,”la comunidad es la más afectada”.

Finalmente, Luis Eduardo Peña Pinto, quien se desempeña como pesero, calificó de negligente a las diferentes administraciones municipales que no solucionaron a tiempo el tema del matadero.

“Las administraciones son las culpables del cierre del matadero, por lo tanto deben solucionar la situación”, finalizó diciendo Peña Pinto.

La lucha de las comunidades afectadas

Durante muchos años los presidentes de las juntas de acción comunal de los Barrios Naranjito y San Lorenzo, lucharon para conseguir el cierre del matadero.
Una vez se produjo la resolución del cierre del matadero, los representantes comunales del sector se mostraron satisfechos.

El presidente de la junta de acción comunal del barrio San Lorenzo, José Roldán Rodríguez Cadena se  pronunció conforme con respecto al cierre del matadero.
Dijo que este es el resultado de una lucha incansable, acudiendo a todas las instancias posibles hasta conseguir que se hicieran valer el derecho a disfrutar de un ambiente digno.

Por su parte, el presidente de la junta de acción comunal del barrio Naranjito, Alirio Carreño Rodríguez, aseguró que ahora lo importante es continuar con el desarrollo de esa comunidad.

Aseguró que ahora la lucha es por mejorar la calidad de vida de los habitantes del sector, y buscar recursos para la inversión social.

La administración ante el cierre

Una vez se conoció la noticia del cierre definitivo del matadero, el alcalde Humberto Chinchilla Mora expresó su desconcierto al conocer la noticia, y dijo que no se esperaba esta resolución por parte de la CAS.

El mandatario local, en su momento, dijo que aún no conocía cuales serían los pasos a seguir en torno a el lugar en donde  se sacrificaría y así abastecer del producto a los socorranos.

Vanguardia liberal conoció que Chinchilla Mora ya ha adelantado conversaciones con el alcalde de Oiba, Carlos Miguel Durán Rangel, para lograr el sacrificio bovino en el vecino municipio.

El sentir de la comunidad

Aunque el cierre del matadero del Socorro afecta a un gran número de personas que dependen económicamente de su actividad, así como a aquellos que lucharon por su cierre, debido a los daños ambientales, son los socorranos los más angustiados por la situación.

El incremento en los precios de la carne es lo que más preocupa. Hay quines afirman que el incremento será de hasta dos mil pesos por libre, pero también hay quienes dicen que el precio no incrementará.

Mientras se define si suben o no los precios, la comunidad tendrá que optar por la sustitución del alimento hasta que los diferentes entes se disponen a encontrar una solución, en la que el que menos sufra sea el bolsillo.  

Posibles sanciones

Tras hacer público su conocimiento de la resolución, el Alcalde debe acatar inmediatamente la orden de de cerrar el matadero, ya que se ordenó bajo el principio de precaución, consagrado en el numeral 6, artículo 1 de la Ley 99 de 1993.

Contra este no hay un recurso que proceda, por lo cual se deberá aplicar las multas señaladas en el articulo 3 de la misma resolución, las cuales, de acuerdo al articulo 85 de la ley 99 de 1993 van hasta 300 salarios mínimos mensuales legales, lo que equivale a 149 millones de pesos.

Este dinero deberá ser pagado por cada día que permanezca abierto el matadero.

El cierre definitivo

Debido a la falta de gestión por parte de las diferentes administraciones municipales, y el no cumplimiento de los acuerdos,  la CAS resolvió hacer efectivo el cierre definitivo del matadero por no cumplir con las normas de funcionamiento. Este concepto expedido por la CAS, en lo que respecta al impacto ambiental que se ejerce sobre el sector en donde opera la planta de sacrificio.

 

 

Publicada por
Contactar al periodista
Ahora en Whatsapp
Publicidad
Publicidad
Publicidad