Publicidad
Publicidad
Dom Dic 4 2016
24ºC
Actualizado 02:12 pm

Jorge Iv√°n Arango | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2009-03-27 05:00:00

Jorge Iv√°n Arango

Cuando muere un artista, se va una parte de los valores culturales de una región. Eso sentimos con la partida definitiva y temprana de Jorge Iván Arango, hombre talentoso desde los comienzos de su existencia que llevaba su condición artística muy adentro de su alma y que logró exteriorizar magistralmente a través de obras grandiosas salidas de su formidable imaginación.
Jorge Iv√°n Arango

Se hab√≠a criado entre la exuberante naturaleza de El Paraguitas, la finca de la Colombiana de Tabaco, empresa que gerenci√≥ por tantos a√Īos su padre y que junto a su madre L√≠liam Rodr√≠guez Rosillo hab√≠an hecho de ella el jard√≠n m√°s ex√≥tico de la ciudad gracias al cuidado y dedicaci√≥n que por tantos a√Īos supieron imprimir, hasta que se convirti√≥ en lo que hoy es el Jard√≠n Bot√°nico Eloy Valenzuela.

Allí creció en medio de la naturaleza viva y ese escenario fue el que plasmó en sus obras con una capacidad artística que muy pronto le dieron un sello de calidad y de particularidad y que se convirtió en la admiración de todos aquellos que sabían apreciar la formidable plástica de su arte.

Alcanz√≥ a producir bastante porque a √©l como a los verdaderos artistas lo invad√≠a la genialidad y lo sacud√≠a el anhelo de alcanzar a plasmar todo lo que su creatividad le ofrec√≠a. Cada instante de una conversaci√≥n iba acompa√Īado de una oportunidad para erigir un concepto b√°sico en una nueva producci√≥n.
Era amable, sincero, siempre con una sonrisa en los labios y con un apunte apropiado para cada tema. Sus ojos parecían auscultar cualquier trasfondo en la tertulia y su temperamento tranquilo era la invitación para asumir un dialogo sin prevenciones o eclipses.

Se gan√≥ el coraz√≥n de Armando Puyana y le inmortaliz√≥ su centro comercial en Ca√Īaveral con ese mural de unas proporciones geom√©tricas y art√≠sticas nunca antes visto en la ciudad que ha sido admirado por toda clase de visitantes hasta de las mas lejanas procedencias. Y tambi√©n logr√≥ colocar en muchos escenarios un toque maestro de expresi√≥n art√≠stica incomparable, como la que representa ese imponente y magn√≠fico lienzo en la oficina de Alejandro Galvis Ram√≠rez al lado de otro de los grandes de la pintura como es Pacheco de Surat√°.

Lastima enorme que esos grandes se vayan tan pronto y que nos tengamos que privar tan r√°pido de tanta genialidad. El departamento de Santander se sinti√≥ orgulloso con su obra, mientras que los santandereanos no dejaremos de lamentar su ausencia ni de sentir entra√Īablemente el vac√≠o tan grande que ha dejado en la expresi√≥n art√≠stica de la regi√≥n.

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad