Publicidad
Publicidad
Vie Dic 9 2016
20ºC
Actualizado 06:23 pm

HAGASE OIR | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2009-03-27 05:00:00

HAGASE OIR

HAGASE OIR

En el interior del templo las bancas son utilizadas para dormir, estos sitios se volvieron para los enamorados del sitio de encuentro, (besos y abrazos), algunos viciosos entran para armar su dosis personal de droga, otros entran comiendo o tomando algunas bebidas arrojando la basura dentro del templo; no podemos olvidar los ladrones dentro y fuera del templo esperando el momento para robar la limosna o un objeto religioso. Y para completar, donde hay agua bendita algunas personas se bañan la cara y los brazos como si se tratara del lavamanos de la casa.

Tampoco se respeta la santa misa. Muchos llegan tarde, otros llevan mascotas -especialmente perros que ladran y juegan durante toda la ceremonia_, hay padres que le llevan a sus hijos juguetes o alimentos, también vemos niños jugando a las escondidas, gritando, corriendo y llorando por todo el templo. Algunas mujeres parece que fueran a un desfile de modas, hay señores que entran en pantaloneta, con camiseta esqueleto y así quieren comulgar; el chicle lo mastican algunas personas en el transcurso de la misa y cuando lo dejan lo pegan debajo de las bancas. Por último están los celulares que durante la misa no paran de sonar.

Rafael Rodríguez González

La piedra en el zapato

Espacios como éste creado por los medios para dar participación a la comunidad, han mostrado hasta la saciedad cómo los ciudadanos insistentemente intentamos hacernos escuchar.

Como ciudadanos no podemos hacernos los de la vista gorda como ocurre de forma amañada con los funcionarios del gobierno, quienes ven nuestra participación como una “piedra en el zapato”: Es innegable cómo esta participación ha constituido junto a otros mecanismos legales como las acciones populares y de cumplimiento, un gran avance en las decisiones gubernamentales.

Fallos de ineludible ejecución han permitido erradicar males ciudadanos como la invasión del espacio público, el ruido contaminante, expendio de licores y alucinógenos, burdeles en zonas residenciales, ruidosos concentrados en parques y vías de la vecindad, construcciones fuera de normas, recuperación de malla vial, mejorar la iluminación por la cual pagamos una especie de gota a gota mensual.

Éstos y muchos más son los logros gracias al empuje comunitario de quienes no teniendo asiento en las altas esferas del gobierno, contamos con medios de comunicación y elementos coercitivos contundentes. No podemos olvidar que somos quienes decidimos con el voto. En la empresa privada se asciende con base en resultados y desempeño y no a punta de palabras que no pasan de ser saludos a la bandera.

Raymundo Vanegas Torres


Inseguridad vial

Señores agentes de Circulación y Tránsito de Bucaramanga, tengan ustedes muy presente que su presencia debe ser multiplicada ampliando la cobertura del servicio, dada la carencia de más unidades de apoyo. Los invito a que no se amontonen en determinados lugares cuando están haciendo falta en otros sectores.
Un solo agente de tránsito multiplica su servicio si se dividen en el mismo sitio en puntos necesarios como lo es la carrera 33.

Señores peatones, las cebras son para cruzarlas, para su seguridad y comodidad, usarlas es un deber... así mismo para los conductores es una obligación detenerse en el punto como si estuviera una autoridad presente y todas las señales de tránsito deben ser respetadas. Recordemos y tengamos claro que los seres humanos somos únicos e irrepetibles. También a los señores del tránsito de la ciudad (aunque no son todos), un poquito de más educación con los conductores.

Marina Cortés de Plata


Hay que decidir

Definitivamente nuestro entorno social se encuentra en una encrucijada muy ‘tenaz’, para utilizar un término de nuestros congéneres jóvenes.
Tenemos necesidad de trabajar en los campos y criticamos al gobierno porque está combatiendo la guerrilla infame de las Farc.
El ministro Santos sale a la palestra pública a decir que tiene dominada la situación y cada vez enlutamos más familias de soldados y policías nuestros.
Publican las coordenadas de los cabecillas y las acciones previstas por la tropa, para qué? ¿Para advertirles lo que están haciendo y dónde están?
¿Cuál es esa táctica de informar al público lo que se hace para que el enemigo se prepare?
Se presentó un golpe de estado táctico y Uribe sigue con los mismos colaboradores.
¿Estamos en manos de quien? Si es del ministro Santos estamos muy mal, los Santos empezaron a mostrar el cobre, analicen las actuaciones del Vice.
Uribe es pantalonudo, pero debe de una vez definirse y lanzar su reelección, que con absoluta seguridad la gana y cambiar su gabinete, la opinión de los Santos pesa, pero no tanto.
El pueblo colombiano sabe esto.

Raúl Sarmiento Romero

 

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad