Impactos del asesinato de Gait√°n | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2009-04-12 05:00:00

Impactos del asesinato de Gait√°n

El jueves se conmemoró el 61 aniversario del asesinato del caudillo liberal Jorge Eliécer Gaitán; éste fue el detonante que expandió la violencia política entre los partidos liberal y conservador, durante ese largo ciclo de enfrentamientos sectarios que causó más de doscientos mil colombianos asesinados y que parcialmente se cerró con el gobierno militar del General Gustavo Rojas Pinilla, la desmovilización de la guerrilla liberal y posteriormente con el Frente Nacional.
Impactos del asesinato de Gait√°n

Pero ese hecho doloroso dejó improntas negativas en nuestra cultura y dinámicas políticas: acentuó esa cultura política dogmática y sectaria que ha marcado tanto nuestra vida política, la que rechaza la diferencia, la que considera que el otro no es respetable como adversario político y por lo tanto hay que criminalizarlo y eliminarlo, la que considera la diversidad como algo pernicioso, en fin esa cultura política pre-moderna que ha dificultado tanto el aclimatamiento de nuestra democracia.

Porque en sus orígenes las guerrillas marxistas que surgen en los 60s y que van a marcar todo este período de violencia de la historia colombiana, tienen raíces muy claras con las guerrillas liberales gaitanistas. Es decir, seguimos cargando con parte de los impactos negativos que ese magnicidio produjo en la vida política colombiana.

Posteriormente usar el magnicidio político va a ser una constante por diversos grupos violentos. En fin, el genocidio contra los miembros de la Unión Patriótica es parte de esa herencia de utilizar la violencia para eliminar al adversario político.

Es importante reflexionar sobre el impacto negativo que el asesinato de ese gran líder implicó para la política colombiana. Y esto es de trascendencia cuando se vuelve a hablar de buscar soluciones políticas al conflicto armado colombiano, que consideramos son necesarias e indispensables, pero que no pueden ser reiterar los ensayos fracasados del pasado. Por ello un necesario debate del momento es cómo cerrar este capítulo de violencia en la política colombiana.

Sabemos que no es volver al fracasado ensayo del Caguán, ni a las zonas de despeje, ni a considerar que con la guerrilla se deben negociar temas que involucran a sectores sociales de nuestra democracia. Pero no hay claridad sobre qué es una salida política hoy.

 

 

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad