Publicidad
Publicidad
Sáb Dic 10 2016
20ºC
Actualizado 06:09 pm

Fraternidad de cumplido | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2009-04-16 05:00:00

Fraternidad de cumplido

Fraternidad de cumplido

Acojo de verdad a una persona si intento descubrir también los valores de los que es portadora.Después de haber abierto la puerta, debo desclavarme de mis seguridades, aceptar que el otro discuta mi postura.

Finalmente, estará bien recordar que el universalismo no se practica prioritariamente en casa.

No es correcto ser fraterno solo por cumplimiento. Puede ser hipócrita dialogar en lengua extranjera y rechazar el diálogo en el dialecto doméstico.
Los racismos, los sectarismos, los impedimentos más temibles y difíciles de superar, a veces anidan dentro.

Puede ser fácil tender la mano a los lejanos, a los inalcanzables y rechazar el saludo, la sonrisa al vecino, muy cercano a nosotros pero que no piensa como nosotros.

Las discriminaciones más odiosas son las que se dan dentro de los hermanos de la fe. Por lo que existen “vecinos” que mantenemos a distancia. Existen iguales menos iguales que los otros. Todos encuentran lugar en nuestro corazón, pero hay latidos reservados solo a quien se los merece.

No, no es suficiente abrir las puertas de la casa. Antes es necesario abrir las puertas en casa.

“Guardad el derecho, practicad la justicia...”
Comencemos oportunamente como campo de entrenamiento, por el patio de la casa.

Aceptando e intentando recibir al distinto en el templo. Tratando de reconocer al extraño que vive entre nosotros.

Yendo a buscar a quien nunca se ha alejado. Aprendiendo algo, también en materia de fe, de alguien a quien desenvueltamente hemos suspendido en los exámenes...

Hoy podríamos decir: la frescura, la espontaneidad, la novedad y el sentido de maravilla, incluso la ingenuidad, con que ciertas poblaciones acogen el Evangelio, debería suscitar nuestros celos.

Celos de quien, por el contrario, ha cubierto esa novedad bajo una capa de polvo, de costumbres, de desencanto, de comportamiento bajo, bajo la enseña de la rigidez.

Nosotros que ya sabemos todo, que hemos experimentado todo siempre podemos aprender frente a los descubrimientos de los “extranjeros”.

 

 

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad