Marroquinería hecha con estilo propio | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2009-04-18 06:20:01

Marroquinería hecha con estilo propio

Seguramente alguna vez usted ha querido mandar a hacer su correa y sus zapatos con un estilo particular, para no correr el riesgo de llegar a la empresa casi que uniformada con sus compa√Īeras de trabajo.
Marroquinería hecha con estilo propio

Tal vez nunca pudo usar esos hermosos y exclusivos zapatos que compró en el extranjero, porque no consiguió un bolso que cuadrara perfectamente con ellos.

O simplemente usted es de las personas a las que les encanta tener un estilo √ļnico y diferente y por eso preferir√≠a tener prendas y accesorios especiales.

Pues precisamente pensando en este tipo de clientes fue que María Mercedes Martínez Carlier y Carolina Ochoa Lizarazo crearon su empresa de marroquinería Carolina Carlier.

Este par de j√≥venes empresarias se conocieron hace unos a√Īos mientras estudiaban administraci√≥n de empresas en la Universidad Aut√≥noma de Bucaramanga. Desde esa √©poca descubrieron que hac√≠an un buen equipo, no s√≥lo para sus trabajos acad√©micos, sino¬† tambi√©n en la parte empresarial.

¬ďA m√≠ me gusta mucho la parte creativa. Comenzamos con la parte de bisuter√≠a, entonces yo dise√Īaba collares y pulseras y Mar√≠a Mercedes se encargaba de la comercializaci√≥n de los productos, pues ella tiene un carisma impresionante para llegarle a la gente,¬† ofrecer y convencer, entonces as√≠ comenzamos la alianza empresarial¬Ē, recuerda Carolina.

Fue tal el √©xito de las j√≥venes que Carolina comenz√≥ a dise√Īar bolsos que se hac√≠an en tela y era la mam√° de Mar√≠a Mercedes la encargada de coserlos y darles las puntadas finales.

En ese momento sus amigos de la universidad, vecinos y familiares eran sus principales clientes. No desamparaban ni un momento su mercancía, pues a donde llegaban iban mostrando sus creaciones y así empezaron a darse a conocer.

Finalizando la carrera las pr√°cticas profesionales hicieron que cada una tomar√° un rumbo diferente, sin embargo, los fuertes lazos de amistad que hab√≠an construido durante casi cinco a√Īos las hicieron reencontrarse.

¬ďIndiscutiblemente la experiencia que cada una tuvo en las empresas en las que hicimos la pr√°ctica fue muy importante y a las dos nos fue muy bien, incluso cuando terminamos recibimos ofertas de trabajo muy importantes, pero nosotras quer√≠amos tener algo propio. Algo que fuera nuestra creaci√≥n y por eso optamos por crear nuestra propia empresa¬Ē, cuenta Mar√≠a Mercedes.

Un complemento

Carolina y María Mercedes comenzaron a pensar en su empresa. Pensando en el nombre de la empresa decidieron imprimir su sello personal.
¬ďTen√≠amos el nombre de Carolina, que es de f√°cil recordaci√≥n y mi segundo apellido que es diferente, sonoro y llamativo y quisimos aprovechar esas dos ventajas¬Ē, cuenta Mar√≠a Mercedes.

As√≠ naci√≥ Carolina Carlier, una empresa de marroquiner√≠a con estilo propio, a la que ellas durante un poco m√°s de un a√Īo han dedicado todo su tiempo y han cuidado como una ¬ďhija¬Ē, que hoy, con mucha satisfacci√≥n, comienzan a ver dar sus primeros besos.

El primer paso fue comenzar a producir en cuero los bolsos que antes ofrecían en tela. Tuvieron que aprender mucho de estos materiales y del negocio de la marroquinería.

¬ďFue un comienzo dif√≠cil. Muy emp√≠rico pero a la vez muy exigente. Comenzamos a capacitarnos en el Sena, la C√°mara de Comercio, a recibir la orientaci√≥n de personas expertas en el tema y poco a poco fuimos tomando nuestra propia identidad¬Ē, relata Carolina.

La primera producción fue de 27 bolsos para lo que contrataron una persona. Pero fue ese pedido el que comenzó a abrirles las puertas del mercado y el que a la vez les dio la idea principal para la empresa.

¬ďLleg√°bamos con los bolsos y nos dec√≠an que les gustaba el modelo pero que lo necesitaban de otro color, o que les gustaba el color pero lo necesitaban en otro tama√Īo, entonces fue cuando se nos ocurri√≥ desarrollar el concepto de personalizaci√≥n de los bolsos que hoy en d√≠a tenemos en la empresa¬Ē, acota Mar√≠a Mercedes.

El primer punto de venta fue el apartamento de Mar√≠a Mercedes, despu√©s se trasladaron a un garaje en el que atend√≠an a sus clientes, cuyo n√ļmero cada vez iban creciendo m√°s. Ahora con una empresa m√°s fortalecida, tiene su propia sede, un espacio amplio y acogedor en el que los clientes pueden llegar y apreciar cada uno de sus modelos y opciones y elegir el que m√°s se adecue a sus necesidades.

¬ďElegir la forma, el tama√Īo y el color del accesorio le da la posibilidad al cliente de sentir que es un producto muy suyo, no s√≥lo porque lo compra sino porque participa en su creaci√≥n. Eso ha sido muy importante¬Ē, asegura Carolina.

Además de la producción de bolsos y correas, con los que comenzaron su empresa, actualmente Carolina Carlier ofrece billeteras, portacelulares, cosmetiqueras, monederos, collares, aretes y pulseras.

¬ďFuimos creciendo a medida que el mercado lo fue exigiendo, a veces llegaban y nos ped√≠an que les hici√©ramos la billetera, el portacelular y la cosmetiquera en el mismo modelo del bolso, entonces de ah√≠ fueron surgiendo las ideas¬Ē, aseveran las empresarias.

Adem√°s, respondiendo tambi√©n a las necesidades de los hombres, han comenzado a incursionar en el mercado masculino con billeteras y cinturones. Un campo que tambi√©n han logrado conquistar con la exclusividad y practicidad de sus dise√Īos.

Actualmente los productos de estas jóvenes empresarias se venden en las principales ciudades del país, a través de vendedores directos que dan a conocer sus productos y hacen los pedidos de acuerdo a los requerimientos de los clientes.

El mercado de Venezuela fue una de sus primeras conquistas y est√°n cerrando sus primeras negociaciones para comenzar a vender en Estados Unidos, Canad√° y Alemania.

¬ďUna de las cosas que m√°s nos entusiasma de la empresa, es ver que se ha convertido en una forma de trabajo muy pr√°ctica, principalmente para amas de casa y mujeres cabeza de familia, pues ellas hacen de promotoras y con la facilidad de que todo se maneja por encargo, el cliente siempre va a estar muy a gusto¬Ē, concluye Mar√≠a Mercedes.

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad