Los pitos santandereanos suenan hoy más que nunca | Noticias de santander, colombia y el Mundo | Vanguardia.com
Publicidad
Lun Dic 18 2017
27ºC
Actualizado 03:50 pm

Los pitos santandereanos suenan hoy más que nunca | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2009-04-28 02:53:44

Los pitos santandereanos suenan hoy más que nunca

Por lo menos 14 madres santandereanas vuelven a ser vilipendiadas en los estadios del fútbol colombiano, signo inequívoco de que el arbitraje de la región nuevamente toma protagonismo en los dos torneos más importantes de la disciplina, y en un ámbito en el que Santander literalmente estaba pasándola en negro.
Los pitos santandereanos suenan hoy más que nunca

Los últimos árbitros o réferis distinguidos, aplaudidos, y desde luego criticados con fuerza en el país fueron a comienzos de siglo Daniel Wilson y precisamente Henry Cervantes, quien junto a Óscar Mariño son hoy precursores de la nueva revolución del arbitraje hormiguero, según lo reconocen sus protagonistas.

Wilson y Cervantes descansan hoy en el fútbol amateur donde los ‘madrazos’ son menos inquietantes, y ven con satisfacción que ahora los insultos así como elogios más sonados en la primera A y B los reciben sus pupilos entre los que se destacan Leonardo Jaimes (central de la primera A), así como Wílmar Navarro y Luzmila González como únicos asistentes con gafete Fifa.

Este ‘gol’ que marcaron los que imparten justicia en el rectángulo de juego se lo atribuyen además al esfuerzo en su preparación física, en repasos técnicos y actualizaciones constantes.

Aman su oficio

Pocos discuten que el arbitraje es uno de los oficios más complejos y tal vez menos queridos, pero deslumbra e impacta la pasión y el gusto que destilan estos hombres y mujeres de negro cuando se refieren a su insultada profesión.

“Los madrazos realmente no intimidan, no molestan. Uno en la cancha se concentra en su trabajo y ya. Y bueno, así muchos no lo crean, me parece que nosotras las mujeres somos más insultadas que los hombres en nuestra labor”, comentó Luzmila González, la única mujer del grupo.

Para ellos, en muchas ocasiones, sus principales enemigos no están en las tribunas o en las cabinas de prensa. Para ellos sus más peligrosos rivales son algunos ‘actores’ que visten de corto y se calzan con guayos.

“En esto uno encuentra de todo. Pero no hay que negar que una minoría de jugadores les gusta tirarse o fingir faltas buscando nuestra equivocación”, recalcó Leonardo Jaimes, actual central santandereano que ha salido bien calificado en los últimos encuentros de la Primera A.

¿Pero quiénes son maestros en eso? Preguntamos- “Pues hay varios (Risas). De los simuladores podemos hablar de digamos ‘El Piojo’ Acuña del Júnior, el mismo santandereano, éste delantero de San Gil que le encanta tirarse en el área y juega para Real Cartagena (Edwards Jiménez), así como el ‘hermano’ del América”.

-¿Cuál?- “Ese el delantero bajito (Cortés se escuchó un grito en la reunión donde había 8 árbitros atendiendo a Vanguardia) a sí Víctor Cortes, ese es otro (Más risas).

Tal vez en este momento, llegó su desquite pues sin tanta presión, sin partido en frente, fueron los árbitros los que hablaron de los jugadores y no al contrario.

Ya en el tema de los futbolistas que hablan, hablan, y hablan, y no paran de hablar, estos réferis santandereanos evocaron a Alex ‘Pelusa’ Orrego, así como a Gerardo Bedoya del Millonarios. “Son hombres que les gusta manejar no sólo las riendas de su equipo, sino también de todo el partido”.

Claro, el pago es medianamente bueno, y motiva en medio de las adversidades, pues no sólo hay que lidiar con 22 jugadores, dos bancos técnicos, 10 recogebolas, al menos una docena de periodistas y miles de aficionados.

“Lo más complejo que he vivido es ver la agresión en canchas de Bucaramanga de parte de padres de familia que ven los partidos de sus hijos”, comentó otro de los réferis que charló con nosotros.

Estas son algunas de las ‘negras anécdotas’ que por poco los sacan del terreno, pero el gusto y las posibilidades de ascenso que provee la Fifa son hoy las principales motivaciones de estos 14 pitos ‘made in’ Santander. O si no pregúntele las madres de ellos.

lista
La selección Santander de árbitros

Leonardo Jaimes: tecnólogo en electricidad (central de la A)
Luzmila González: deportóloga (asistente de la A con gafete Fifa)
Wílmar Navarro: zootecnista (asistente de la A y con gafete de la Fifa)
Giovanni Picón: visitador médico (asistente de la A)
Armando Castillo: empresario independiente (central de la B)
Pablo Tarazona: ingeniero de sistemas (asistente de la B)
Paolo Benítez: enfermero (asistente de la B)
Edilson Ariza: estudiante universitario (central de la C)
Mike Vergel: licenciado en cultura física (Asistente de la B)       
Carlos Anaya: docente (central de la B)
Fabio Rojas: independiente (central de la B)
Obet Mantilla: docente  (central de la B)
Henry Ramírez: independiente (asistente de la B)
Antonio Rúa: estudiante universitario UIS (central de C)

Algunas cifras del arbitraje

Un central de primera A gana un millón de pesos, mientras que los dos auxiliares reciben cerca de 450 mil pesos.

Por partidos oficiales internacionales los centrales reciben en promedio 1.400 dólares de viáticos, de los que normalmente les quedan entre 800 a 1.200 dólares.

El equipamiento de un réferi de la A en Colombia  puede costar 700 mil pesos que incluiría 4 uniformes, dos pares de guayos (uno con tacos y otro sin tacos), dos juegos de tarjetas, dos silbatos, dos relojes, un probador de balones, una bomba, banderolas, dos pares de medias.

En Santander es Deportes Vera Lima es la empresa que viste la mayoría de los árbitros de fútbol.

¿Sabía usted que… los árbitros están obligados a llevar dos cronómetros por si alguno falla, pero algunos creen que son necesarios tres?

 

 

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad