Vie Dic 9 2016
22ºC
Actualizado 10:03 am

El que lee es ‘muchos’ | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2009-05-02 05:00:00

El que lee es ‘muchos’

Mario Simón Mendoza Zambrano es el autor, entre otras obras, de Satanás,  novela con la que obtuvo el Premio Biblioteca Breve de Seix Barral, y que además fue llevada al cine.
El que lee es ‘muchos’

Mendoza se define a sí mismo como un escritor hiperrealista, que va asaz ligado a una realidad inmediata. Y esto se puede evidenciar en ese ‘realismo degradado’ de sus novelas, pero también, y quizás aún más, cuando se le oye hablar de temas controversiales, o pasionales (como la lectura), se nota a leguas que es un escritor colombiano comprometido con su tiempo, preocupado por las diversas caras que ha tomado la violencia y por la baja calidad de la educación en el país.

No hace mucho, el novelista volvió de Calcuta, y ha sido invitado ya a varias universidades, donde ha hablado a jóvenes estudiantes de su vida, de la violencia, de su nueva novela (Buda blues) y del nivel actual de lectura en Colombia. Particularmente, el escritor bogotano ve con suma preocupación la baja tasa de lectura en nuestro país: “1,6 libros per cápita al año, que es el caso colombiano –dice Mendoza–, bordea lo que se llama ‘analfabetismo funcional’, es decir, gente que sabe leer y escribir en teoría, pero que nunca pasa por una librería y nunca compra un libro; analfabetas funcionales que de pronto tienen camionetas cuatro puertas”, pero que no tienen el mínimo interés de comprar un libro. Para él una sociedad con tan bajo nivel de lectura solo se puede preparar “para la barbarie”.

Aunque siempre se oyen las mismas frases con las cuales la gente explica el porqué de no invertir en libros: ‘Es que los libros son muy costosos’, ‘en estos días de recesión económica no hay plata para más’ y ‘apenas si alcanza para la canasta familiar’; Mendoza asevera con fría seguridad en su rostro que si eso fuera cierto, los índices de consumo de cerveza, de ron y aguardiente tendrían que bajar y los bares deberían estar arruinados; sin embargo, él encontró en una investigación que hizo para un periódico bogotano que eso no deja de ser mera mentira, pues “todo eso iba en aumento –afirma él–, entonces lo que sucede es que es un problema cultural, y no es un problema de dinero; es un problema de educación”, que se ve reflejado también en el conflicto colombiano, porque una sociedad donde la gente no lee cada vez se tornará más susceptible de tener muy bajo criterio (político, social…), eso significa que tendrá menor capacidad argumentativa y que será muy poco dada a la cultura ciudadana  y al civismo.

Y en sus palabras se percibe que, contrario a lo que podría esperarse de la opinión de un amante de la lectura y de alguien que fue profesor universitario de una cátedra de Introducción a la Literatura por más de 10 años, él no considera (como muchos juzgan) a los medios audiovisuales y a las nuevas tecnologías como las causantes de la problemática de la lectura en los jóvenes, sino más bien cree que el problema radica en las aulas: “El inconveniente viene por otro lado; nosotros tenemos una educación muy torpe. Yo sí creo que la academia es sumamente torpe y creo que los estudiantes son muy superiores a sus profesores. La gente joven tiene una curiosidad intelectual permanente; los jóvenes tienen ganas de saber más, de reflexionar sobre su tiempo.

Es una época muy difícil, pero ellos están buscando afanosamente y tienen un olfato entrenado para intentar saber por dónde hay una salida, pero creo que la academia se los impide, porque es demasiado paquidérmica, es muy lenta intelectualmente”. Mas como Mendoza ve en la literatura un cierto poder transformador que “da una fuerza increíble, da severidad y carácter”, tan necesarios en estos días de crisis social, no duda en instar a los jóvenes a “que lean, lean hasta quedarse dormidos entre el libro, porque el que no lee queda reducido, es infinitamente más pequeño y queda atrapado en sí mismo, o sea, queda solo en él”, en cambio “el que lee es muchos, el que lee se multiplica, prolifera…”.

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad