Publicidad
Publicidad
Vie Dic 2 2016
24ºC
Actualizado 01:42 pm

La libertad de Moncayo | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2009-05-09 05:00:00

La libertad de Moncayo

Así como el valor de la libertad no admite atenuantes para justificar su privación arbitraria e infame, tampoco reconoce límites, más restrictivos que los impuestos por la ley, en el impostergable propósito de propiciar su restablecimiento a plenitud.
La libertad de Moncayo

Es evidente que la senadora Piedad C√≥rdoba no es santa de devoci√≥n en este pa√≠s, por una consideraci√≥n elemental: sus inocultables afectos ideol√≥gicos por un modelo pol√≠tico de inspiraci√≥n totalitaria la han llevado a asumir, en escenarios internacionales, posturas que entra√Īan un profundo desprecio por los intereses superiores de la naci√≥n. Es dif√≠cil suponer que all√≠ se abriga intenci√≥n humanitaria alguna, pues conocida la trayectoria del personaje, solo resulta comprensible la b√ļsqueda de un espect√°culo medi√°tico en el que se mueve con probada habilidad.

Es obvio que las Farc no liberan secuestrados gratuitamente, porque semejante hip√≥tesis est√° por fuera de sus prospectos. Por ello no es extra√Īa la exigencia de que la senadora obre como mediadora v√°lida en el anuncio de libertad al Cabo Moncayo. Al parecer, es la √ļnica concesi√≥n reclamada por la guerrilla y aunque implica otorgarle r√©ditos pol√≠ticos a Piedad y se entiende que no es f√°cil la generosidad con quien no ha tenido reato alguno al subordinar la lealtad con el pa√≠s a sus pasiones personales, la salvaguarda de la libertad y de la vida de un ciudadano -a√ļn del m√°s humilde de todos- impone sacrificios en el √°mbito de los sentimientos de quien tiene a su cargo las decisiones que conduzcan a la libertad de quien la ha perdido por la exposici√≥n que implica el servicio al pa√≠s en la custodia y preservaci√≥n del orden p√ļblico.

El argumento de que jam√°s ha debido ser secuestrado, o la repugnancia que suscita el oportunismo de quien ejerce la oposici√≥n aprovech√°ndose del drama del secuestro para derivar eventuales ventajas pol√≠ticas, no ser√≠an suficientes para prolongar el sufrimiento de Moncayo y de su familia. ¬ŅC√≥mo explicarle al pa√≠s semejante dilaci√≥n ante la tragedia humana? ¬ŅC√≥mo justificar de cara a la historia que el precio del duelo de pasiones sea el sufrimiento humano? El gran sacrificado no puede ser el modesto ciudadano que perdi√≥ su libertad al servicio de la patria.

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad