HAGASE OIR | Noticias de santander, colombia y el Mundo | Vanguardia.com
Publicidad
Vie Dic 15 2017
20ºC
Actualizado 09:47 pm

HAGASE OIR | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2009-05-21 05:00:00

HAGASE OIR

HAGASE OIR

Esta secretaría ya existió en anteriores administraciones y fue   eliminada por la burocracia y sin logros mayores, porque se tienen instancias buenas como el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar.

Me pregunto ¿para qué crear mas cargos? si se piensa en ahorros y reestructuraciones, recortes de personal donde salen funcionarios que son indemnizados y a qué costo para el erario, cuando hay muchísimo más por hacer, como son inyectar en obras para las vías que llamamos terciarias. Con ésto sí se les daría calidad de vida a esa niñez, juventud y mujer a nivel de esos pueblos tan olvidados que tenemos.

Amparo Torres Rueda     


¿Matrimonio entre homosexuales?

Voy a comenzar citando el texto bíblico pertinente tomado de la Biblia en el libro del Génesis: “Y creó Dios al hombre. A su imagen lo creó. Macho y hembra los creó.  Dios los bendijo, diciéndoles: Creced y multiplicaos. Llenad la tierra y sometedla”. Gén.1,27-28. Y en otra parte, reza: “De la costilla que Dios había sacado al hombre, formó una mujer y la llevó ante el hombre, el cual  exclamó: Esta si es hueso de mis huesos y carne de mi carne. Esta se llamará varona porque del varón ha sido tomada” Gén.2, 23-24.
La Iglesia Católica se fundamenta en el libro sagrado de la Biblia como palabra de Dios y como tal, es y será siempre la guía cardinal -inamovible si se quiere- de sus seguidores y por lo tanto de la iglesia, madre y maestra de quienes seguimos sus enseñanzas. Por tal razón, y aunque en una encuesta aparecida en Vanguardia, la mayoría diga que ella debe aceptar el matrimonio entre parejas del mismo sexo, no lo aceptará porque sería aceptar que Adán y su pareja no eran un hombre y una mujer como lo reza el texto citado.

Tobías Herrera Méndez


Derecho a la igualdad

Los concursos de méritos son un mecanismo que permite que en igualdad de condiciones los colombianos compitan para acceder a cargos públicos, así los más idóneos logran la estabilidad laboral tan difícil de alcanzar en la actualidad. Sin embargo, no faltaba  que el Congreso le colgara un “mico” a la Ley para favorecer sus intereses politiqueros; es así como a finales del año pasado - Acto legislativo 01 de 2008- aprobaron la adición de un artículo transitorio al artículo 125 de la Constitución Nacional que permitió que servidores públicos  que ocupaban cargos en calidad de provisionales entraran en carrera  administrativa sin participar en un concurso de méritos, desconociendo de esta manera el derecho a la igualdad consagrado en el artículo 13 de la constitución Nacional. Es indignante ver que en las instituciones educativas el personal administrativo (celadores, secretarios, aseadores, pagador) devenga un salario muy superior al que reciben los educadores regidos por el Decreto 1278, los cuales sí fueron nombrados previo concurso de méritos y su desempeño es evaluado anualmente, sin contar que para ascender en el escalafón deben participar en una prueba de competencias, la cual está en mora de ser convocada, en la que es necesario sacar un puntaje superior a 80 en una escala de uno a cien.

William Sarmiento Gómez


Los curas y el celibato

Hace ya quinientos años/ en el concilio de Trento,/ que privaron a los curas/ de la dicha y el contento.
En contra del Evangelio/ y de la naturaleza/ condenan a los prelados/ a vivir en la tristeza.
Aunque el mismo apóstol Pedro/ y muchos más fueron casados/ se inventan el celibato/ y que violarlo es un pecado.
Pero ante tal disparate/ la historia ha dejado ver/ que laicos y religiosos/ requerimos la mujer.
Lo que pasó en Paraguay/ con el obispo y papá/ nos ilustra lo que ocurre/ cuando se quiere tapar, / la propia esencia del hombre/ y su misión de procrear.
Otros sin embargo dicen/ y lo creen a conciencia/ que era que el obispo daba,/ a todas las pecadoras/ una sola penitencia.

Pedro José Pinilla Orejarena

El problema no es solo la guerrilla

Estupenda la labor del Ministro Juan Manuel Santos en el ministerio de  Defensa Nacional. Con seguridad los resultados que va a entregar en estos años de ministerio si son muy buenos, la guerrilla se encuentra acosada por todos lados pero no aniquilada, siguen los actos terroristas, los secuestros y el boleteo  a los comerciantes, industriales, ganaderos y al pueblo en general; posiblemente las carreteras nacionales sí están protegidas por la política de la Seguridad Democrática y los colombianos podremos hacer uso de ellas, lo que anteriormente no era posible, todo esto es cierto. Pero el problema más grande de Colombia es la pobreza, la miseria en que vive la mitad de la población colombiana, los estratos uno y los que ya no tienen estrato por ser lo que despiadadamente llamamos desechables. Todos estos seres humanos  necesitan la protección del Gobierno Nacional en lo referente a la salud y vivienda. Aparentemente, según el ministro Diego Palacios, se está prestando un servicio óptimo, pero en realidad no se está haciendo. Cuando el Gobierno Nacional cure todas estas falencias con los pobres necesitados, tendremos un respiro general y muy posiblemente un cambio social.   Para qué hablar de las necesidades de vivienda, si con los damnificados de la creciente del Río de Oro de hace tres años aún  no ha sido posible  solucionar el problema de la vivienda, cómo será en el resto del territorio Nacional.

Diego Serrano Acevedo   

 

 

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad