Con los ‘ex’ de mis amigas NUNCA | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2009-05-22 05:00:00

Con los ‘ex’ de mis amigas NUNCA

Para usted son muchas las justificaciones, pues no logra entender cómo su amiga del alma terminó enamorada de ese patán o de ese tormento que alguna vez fue su novio.
Con los ‘ex’ de mis amigas NUNCA

“Era mi ex, ella sabía todo el daño que me había causado, todo lo que me hizo sufrir”. “No me parece leal que termine comprometida con una persona que alguna vez fue parte de mi vida. Eso no se lo perdonaré nunca”.

Muchas mujeres consideran que la situación es tan delicada, se sienten traicionadas, que incluso acaban con la amistad que por años las unía.

Así ese ‘ex’ haya desaparecido de su vida años atrás, ya tenga un novio maravilloso y del ex sólo quede un recuerdo.

“Es que si fue mío alguna vez, no puede ser de ella ahora”. “No me parece sano”.

¿Celos? ¿Egoísmo? ¿Traición? ¿Incomodidad?
Pueden ser muchos los sentimientos que afloran en una situación así.

¿Cómo actúa usted?

a. No lo hago porque no me gustaría que me lo hicieran Los ex de mis amigas nunca se miran, son sagrados. Así mi amiga ya no sienta nada por él. Así ella haya terminado la relación.  Esta puede ser una regla que usted se impone y se convence de ella. Por eso evita todo contacto con los ‘ex’ de sus amigas, a menos que usted los haya presentado y sean amigos de por vida.  Hace parte de sus convicciones y lo tiene claro, lo respeta y cree en esa postura pues tampoco le gustaría que una de sus amigas saliera con su ‘ex’.

b. Quien la vio primero se queda con ella, si no funciona es su oportunidad Entre mi amigo y yo siempre tendremos ese pacto. Quien la ve primero, se queda con ella. No hay forma de pasar por encima del otro y convertirse en ese coyote en competencia. Han hablado un par de veces sobre esa situación, de manera jocosa, pero sabe que de presentarse, evitará todo contacto con ella para que su amigo logre la conquista. De no funcionar, no habrá problema. Ex, sí, pero no funcionó y no es para toda la vida.

c. Te lo advierto, no te metas nunca con mis ex Así, de manera tajante. No necesita crear un pacto, hablar sobre el tema, escuchar posiciones a favor o en contra de lo que usted piensa. Sencillamente es clara en manifestarles a sus amigas que por nada del mundo permitiría que ellas tuvieran un encuentro amoroso con alguno de sus ex. Y no le interesa pasar por egoísta, por inmadura. Para usted es claro que deben respetar sus antiguas relaciones y no involucrarse con ninguno de ellos. De hacerlo, no hay nada más qué hacer sino decirle adiós a esa relación de amistad.

d. Hay más hombres en el mundo, no sólo el ‘ex’ de mi amiga Hombres hay infinidades. Por eso tiene claro que entre más distancia ponga entre los ex de sus amigas y usted, no habrá forma de que se genere un lazo fuerte e incluso un romance. Prefiere mantener su círculo de amigos independiente, conocer gente nueva, salir sólo en parejas cuando se trata de compartir con su amiga y por nada del mundo hablar con el ‘ex’ de ella en lugares apartados o más allá del saludo. ¿Por qué fijarme en el ‘ex’ de mi amiga’ cuando conozco de antemano sus defectos, la forma como abordó la relación con ella, las lágrimas que le hizo llorar y todos sus errores? No, por encima de todo, mi amiga.

e. Peleas, para nada. Si quieres quédatelo ¿Por qué voy a prohibirle a una persona que esté con alguien cuando yo no siento nada por él, ya cerré mi capítulo hace rato y no es mi propiedad? Por nada del mundo sería justo decirle a mi amiga que consolide una relación con un ‘ex’ que fue tan sólo una experiencia más de vida. Si ella puede ser feliz, si pueden establecer su relación y comprenderse, si sus personalidades compaginan, ¿quién soy yo para negarles esa posibilidad?

No hay forma de que me enoje, es más, si puedo evito contar detalles que le lleguen a incomodar y en lo más mínimo me involucro en la relación de ellos, para no terminar siendo subjetiva.

Una regla que ¿no se rompe?

Hay más hombres en el mundo, por eso, no admito que se haya fijado en mi ‘ex’. Los expertos explican que es importante que hayan pasado muchos años pero usted no haya logrado soltar ese sentimiento de posesión. Por eso, no sólo con su amiga sino con cualquier mujer que comparta una relación, le resultará amargo. Así el amor se haya acabado, los psicólogos explican que ese sentido de la posesión es más lento en desaparecer.

Sin embargo, explican que será aún más complicado si  la ruptura fue traumática. Pero si terminaron bajo acuerdos establecidos, es posible que se dé una amistad sincera con el ex y no sea camisa de fuerza que alguien más salga con él.

¿Es cuestión de lealtad?

Muchas personas aprovechan este tipo de situaciones para poner a prueba la amistad e incluso para replantear el significado de esta.

Según explicó la psicóloga Yolanda Hernández, “en ocasiones no es sentido de posesión. Muchas veces la persona considera que una amiga es alguien de entera confianza y por eso le concede un espacio para compartir confidencias. Las personas se pueden sentir decepcionadas de una amistad, partiendo del concepto mismo que le den, en donde no cabe la rivalidad, la envidia o el egoísmo”.

¿Cómo lo miran?
Hernández explicó que “justamente  esa amiga tiene conocimiento de los sentimientos y  hechos que pudieron afectar la relación anterior y al suponerse que existía confianza, se involucra el respeto por las dos partes. Una experiencia de esta clase puede significar el nivel de  sinceridad que realmente existió en la relación  y le da razones a la persona para resignificar el concepto de “amistad”.

¿Qué hacer de presentarse una relación entre un ex y una amiga?

La profesional explicó que se debe mantener la serenidad, la dignidad, la inteligencia emocional para el manejo de la situación.
“Lo mejor es no traer a colación el tema y si es posible evitar los encuentros con la persona. Se puede pensar que ella no era en realidad su amiga, pero tampoco pasará a ser su enemiga”, agregó.

¿Los hombres permiten a sus amigos relaciones con la ex?

“‘Sí, esa mujer me gusta pero hasta ahí”.
Es más común que usted escuche entre hombres frases así. ¿Por qué? Según explicó la psicóloga Margit Virag Marín, “los hombres hablan más del tema, respetan más eso y si se ven involucrados en este tipo de situaciones lo hablan de frente. Las mujeres les dan más vueltas al asunto, lo ocultan, crean misterio”.

preguntas y respuestas

Margit Virag Marín C./ Psicóloga

¿Qué se esconde detrás de esa imposición de no querer que mi amiga tenga una relación con alguno de mis ‘ex’?  Se deben analizar muchas variables como el tipo de relación que se tuvo, si la relación fue larga, seria, si vivieron demasiadas situaciones. Eso hace que se complique más aceptar la relación de una amiga con su ex e incluso que se dé más rápido ese duelo. También tiene que ver mucho con los rasgos de personalidad de quien dio por terminada la relación.

Pueden ser personas muy celosas, posesivas, que viven bajo el pensamiento ‘si no es conmigo, no es con nadie’.  Otras mujeres lo asumen como una regla implícita en la amistad. Pero en ocasiones puede cambiar esa percepción porque terminó su relación en buenos términos y la amistad predomina por encima de cualquier sentimiento que hubo en el pasado.

¿Es un sentido de posesión evitar que una amiga establezca una relación con uno de mis ex, cuando ha pasado mucho tiempo y no siento nada por él?
Totalmente. Es un rasgo posesivo porque la amiga no tiene por qué sacrificar la  vida sentimental de la otra y cerrar las puertas a una relación.

De darse esa relación entre una amiga y un ex, ¿qué posición tomar? ¿Distancia, no traer a colación recuerdos, evitar encuentros? Depende de los parámetros que se dan en la amistad. Si ella me trata como confidente y permite que me involucre, lo más importante es aprender a no comparar las relaciones. Se deben evitar por todos los medios frases molestas como ‘te entiendo, él hacía eso conmigo’, etc. Las relaciones con todas las personas son diferentes, tienden a cambiar.

¿Y si me enamoré del ‘ex’ de mi amiga? ¿Qué hago?

¿Cómo le digo? ¿Cuándo se lo digo?

Encontrarse en este tipo de situaciones le puede resultar a usted bastante incómodo. No supo cómo se dio el sentimiento, pero de un momento a otro, usted terminó involucrada con ese ‘ex’ de su amiga.

“Esa persona sabe las consecuencias que debe enfrentar porque no es una novedad para ella. Por lo tanto debe asumirlo”, explicó la profesional Marín.
Es posible que a usted también le ronden por la cabeza esos temas molestos de infidelidad que le comentaba su amiga, o que incluso la atormenten los bonitos recuerdos y las situaciones especiales que vivieron ellos dos.

Frente al tema, la psicóloga explica que “lo importante es saber asumir la situación, tener claro que cada relación comienza de cero, que esa persona puede ser totalmente diferente con usted. Pero lo más importante es que hablen en pareja de esos miedos, de esos temores para vencerlos”.

 

 

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad