Oasis | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2009-06-17 05:00:00

Oasis

Uno de los relatos m√°s sugestivos de Jes√ļs muestra a un padre y al hijo que pide su herencia y se va de la casa.
Oasis

Es bueno aclarar que en esa época pedir la herencia significaba desear la muerte del padre.
Era un agravio fuerte, pero el pap√° del relato entrega la herencia y deja que su hijo parta.
Como es bien sabido éste malgasta el dinero en el libertinaje y un día se queda sin un solo centavo.
Está solo, hambriento, toma conciencia y decide regresar y pedir perdón y ser tratado como un peón.
Pero el pap√°, tan pronto lo ve, sale feliz, lo abraza y organiza una fiesta porque ha recuperado a su hijo.
La par√°bola ense√Īa que el perd√≥n se debe pedir y se puede otorgar, aunque el otro hijo no lo hace.
Tambi√©n muestra que lo com√ļn es cambiar s√≥lo cuando se toca fondo. Ojal√° leas el cap√≠tulo 15 de San Lucas.
****
Dios mío, quiero estar siempre contigo ya que sólo así estoy en la verdad sin extraviar el rumbo.
Unido a ti los pesos se hacen m√°s livianos, brilla m√°s el sol y se encienden las luces apagadas.
Al creer en ti no persigo espejismos, no sue√Īo con una vida f√°cil, no espero un camino sin espinas.
Sé que todos pasamos por el árido desierto, sabemos del dolor y llevamos nuestra propia cruz.
Sin embargo, la fe me sostiene, el amor me inspira y la esperanza me da alientos para insistir.
Se√Īor, eres mi refugio y mi Buen Pastor, eres mi fuente de energ√≠a, mi luz y mi descanso.
Cuando los disc√≠pulos iban con Jes√ļs en la barca lo despertaron muertos de miedo ante una borrasca.
Tambi√©n mi fe a veces es vacilante, ay√ļdame a creer, alejar las dudas y confiar en ti sin titubeos.

 

 

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad