Un ¬Ďr√°pido¬í recorrido por el r√≠o Fonce | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2009-06-26 00:36:06

Un ¬Ďr√°pido¬í recorrido por el r√≠o Fonce

Desde hace 13 a√Īos, San Gil y sus alrededores se convirtieron en el para√≠so del rafting, o canotaje, como tambi√©n se le conoce, un deporte extremo en el que el r√≠o Fonce es el protagonista, gracias a su belleza y¬† exuberancia.All√≠ se han dado cita los deportistas extremos que participan en Santander X-Tremo 09 para demostrar sus habilidades, superando los r√°pidos de manera diestra y √°gil.
Un ¬Ďr√°pido¬í recorrido por el r√≠o Fonce

Pero no sólo ellos han disfrutado de las aguas, también lo han hecho los turistas, quienes después de un breve curso de introducción al canotaje, toman sus remos, se colocan un casco y un chaleco, y se arrojan a la corriente sobre uno de los botes inflables, bajo la dirección de un conocedor de la disciplina.

Entonces, los nervios previos quedan en el olvido, la adrenalina fluye y los sentidos se agudizan para enfrentar  el poder de la naturaleza. Los pasajeros de turno se ubican lo mejor posible, se aferran a la barca mirando el horizonte, escuchando el sonido que producen las aguas, asumiendo el riesgo y enfrentando sus temores.

Ya no hay marcha atr√°s, comienza el recorrido de pr√°ctica, valientes y cobardes siguen las ordenes de quien dirige el bote, ¬Ďadelante, adelante, con fuerza, todos a la vez, vamos, adelante¬í. Poco a poco se van adentrando en el r√≠o, son arrastrados por las aguas, comienza la aventura.

¬ŅAlguna vez ha montado en un toro mec√°nico?, bueno, pues es una sensaci√≥n parecida, aunque con la posibilidad de caer al caudal del Fonce, que no es la experiencia m√°s divertida.

Al hundirse en las aguas del río, el turista recuerda la corta capacitación, pone su cabeza hacia atrás, estira sus pies y los mueve como si estuviera montando una bicicleta. Pocos segundos después es subido al bote, retomando el recorrido.

Al final, todos los pasajeros levantan sus remos y gritan como victoriosos guerreros, voltean sus cabezas, recuerdan lo que acaba de suceder y se deleitan con su nuevo logro.

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad