Publicidad
Publicidad
Dom Dic 4 2016
21ºC
Actualizado 07:36 pm

HAGASE OIR | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2009-07-14 05:00:00

HAGASE OIR

HAGASE OIR

Sobre esta gravísima situación y con motivo del Día Mundial del Refugiado, envié a la sección Hágase Oír de Vanguardia Liberal un escrito titulado Desplazados, el cual fue publicado el 01 de julio de 2009. Según los medios de comunicación, en Piedecuesta se construirán 10.000 viviendas de interés social y en Floridablanca 5.000. Así como el gobierno destina tantos recursos económicos para invertir en vivienda de interés social, debiera asignar una mayor cantidad de recursos económicos para desarrollo integral del campo, ya que lo que cultivan los campesinos sí beneficia a la comunidad de todos los estratos sociales.

Las Juntas de Acción Comunal debieran comprometerse a desarrollar íntegramente al campo, aportando mano de obra y el gobierno comprometerse a asignar los recursos económicos y técnicos necesarios para ejecutar los programas y proyectos de desarrollo integral. Después de la violencia política que azotó a los campos colombianos, las Juntas de Acción Comunal lograron construir puestos de salud, escuelas, iglesias, puestos de policía, acueductos verdales, electrificación rural, puentes, vías de penetración, caminos veredales y lo más importante, la convivencia ciudadana entre liberales y conservadores.

Claro que en esa época no existían los grupos alzados en armas causantes del subdesarrollo, la pobreza de los colombianos y la violencia demencial. Para garantizarle a los campesinos su seguridad personal y colectiva, el gobierno debiera incrementar el pie de fuerza en el campo, de tal manera que los campesinos puedan vivir y trabajar en absoluta paz.

Miguel Jaimes

Alerta

Ante tanta insistencia en los últimos días de un mensaje de voz que diariamente me han dejado en mi aparato telefónico, en el cual nos anunciaban ser ganadores de un extraordinario paquete turístico por ocho días a La Florida, con crucero a Bahamas incluido, me tomé la molestia de hacer la llamada al número en Estados Unidos que allí me indicaban.

Alguien con acento mexicano me confirmaba que fui “favorecida” en un sorteo entre los usuarios de determinada tarjeta de crédito. El “premio” podría disfrutarlo desde ahora hasta dentro de un año, excepto diciembre. También el “premio” incluye el 80% de los gastos hasta de tres acompañantes más. El 20% de ellos debía pagarlo ¡ya!, para hacer la reserva respectiva. No aceptan que viaje sola.

Cuando pregunto por la dirección de la empresa promotora, me dan un nombre en inglés poco conocido, me advierten que tienen página web, pero que en ella no voy a encontrar la publicidad de esta promoción. La conversación terminó abruptamente cuando les informé que consultaría primero la página web y esperaba recibir formalmente los documentos con su agente en Colombia.

OJO, esto seguramente es una nueva manera de estafa y pescadores de incautos.

Lo curioso, es cómo se ha filtrado la información bancaria a ese tipo de “entidades”, pues no solo tienen mi número telefónico, sino también nombre completo y dirección de correspondencia. Muchas dudas me quedan.

Lucrecia Flórez


La lucha por Honduras sin mordaza

El Sr. Presidente Zelaya debe recuperar el poder y obnubilar el golpe dado a la democracia por algunos políticos y militares hondureños, por lo tanto se debe ofrecer una amnistía bilateral y adelantar las elecciones presidenciales y dejar en libertad al pueblo hondureño de nombrar su mandatario. Definitivamente la OEA con su Secretario Dr. Insulza, es completamente inoperante en los asuntos hondureños, pues como Secretario no ha resuelto nada en lo referente al actual problema del pueblo hondureño. La solidaridad de la gran mayoría de países del mundo está con el pueblo democrático de Honduras. Los hondureños deben resolver esta situación caótica dentro del orden institucional, evitar por todos los medios el derramamiento de sangre y hacerlo sin la intromisión de otros países y personajes, incluyendo al Sr. Presidente Hugo Chávez.

Diego Serrano Acevedo

¿Cuáles “cacos”?

Al ilustre y ponderado joven columnista José Manuel Acevedo en su artículo de esta semana, se le fue un “lapsus calami” bastante abultado. Decirle cacos a los cacaos es cosa muy grave, pues el epíteto puede bien endilgársele a quienes atracan en la calle, raponean, practican el cosquilleo y se llevan nuestras carteras, que abundan muchos en nuestra Ciudad Bonita y en todas las ciudades de nuestro bello país, pero a los cacaos, ni por chanza.

 

Los cacaos tienen mucho dinero, seguramente lo han conseguido trabajando con tesón y haciendo que muchos trabajen para ellos, pero esto no es malo, sino que en Colombia siempre ha sido así, el pobre trabaja para que el rico cada día sea más rico sin que esto sea “caquear” si el verbo existiera.

De modo que el Sr. Acevedo les debe una explicación a los señores cacaos y la promesa de que nunca jamás les volverá a decir ‘cacos’, porque nos da a entender que los cacaítos son caquitos.

Tobías Herrera Méndez

 

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad