HAGASE OIR | Noticias de santander, colombia y el Mundo | Vanguardia.com
Publicidad
Mié Dic 13 2017
22ºC
Actualizado 10:08 am

HAGASE OIR | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2009-08-06 05:00:00

HAGASE OIR

HAGASE OIR

La constitución desde el preámbulo ubica a Colombia como un Estado que busca la integración latinoamericana, logrando una seguridad colectiva, respetando los principios del derecho internacional. Es interesante que todos los ciudadanos aplacemos cualquier discusión política para respaldar al gobierno que espera superar la crisis.
Pero debe quedar claro que los colombianos admiramos y respetamos a los miembros de toda la comunidad internacional y creemos en nuestra institucionalidad y unidad nacional representada en el presidente de la República como Jefe de Estado para la solución decorosa y amable a la crisis diplomática sin descartar la posibilidad de acudir a órganos y a la jurisdicción internacional para que éstos determinen un resultado ajustado al derecho internacional.

Julián Alberto Gamboa

Contreras ¡De la independencia física a la psicológica!

Cada 20 de julio de 1.810 celebramos con mucha pompa la independencia colombiana que, según unos y otros, nos liberó del yugo español.
¿Pero hasta dónde unos con respecto a otros pueden sentirse independientes o esclavos en la actualidad?
La respuesta correspondería a buscar la diferencia entre independencia física o psicológica; la primera corresponde al derecho de poder vivir en un territorio llamado Colombia con todos sus recursos, donde unos gozan de grandes privilegios que da la riqueza del suelo y subsuelo, mientras otros deambulan por este suelo marcados por el hambre y esclavizados por la pobreza absoluta.
Luego, tenemos la llamada independencia psicológica o espiritual, donde la razón, la inteligencia y los sentimientos superiores de unos sobre otros marcan una diferencia hábilmente aprovechada históricamente para dominar, someter, manipular y esclavizar con base en las inmensas gabelas que da el “Poder” mediante las llamadas constituciones, leyes y normas que, aplicadas injustamente, conducen a una gran parte de la población a una explotación y esclavitud similar a la que nos aplicó el imperio español hace 200 años.
Todo hombre y todo pueblo será verdaderamente independiente cuando se considere libre de las angustias psicológicas que le produce la mala e injusta administración de gobiernos donde los derechos fundamentales, y lo derechos humanos no le son garantizados para vivir con dignidad y buscar su verdadera realización.

Luis Alberto Parra Tibana

Nuestros noticieros

He dejado de ver ya las noticias/ que nos presentan a diario en la TV/ solo muertes, atracos en injusticias/ son los temas que siempre se les ve.
La corrupción la muestran cual trofeo/ alcanzado en las arcas del Estado/ las telenovelas propagan los más feo/ que el televidente termina maltratado.
Las telenovelas destruyen los hogares/ propagando costumbres mal habidas/ sólo muestran conflictos familiares/ presentando familias destruídas.
Creo que el niño no alcanza a digerir/ los embutidos malsanos de la tele/ y aunque los padres lo manden a dormir/ en este horario temprano no se puede.
Los invito a que al menos por un día/ olvidemos las muertes y el desastre/ y le hagamos mejor apología/ al deporte, la música y el arte.

Hugo Fernelly González G.

Para reflexionar

Respetemos la libertad de los demás, pero opongámonos siempre a aquellos que utilizan la palabra libertad para dominar los cuerpos o las conciencias.
En el momento actual, el egregor de la humanidad necesita más que nunca de la espiritualidad, no se debe omitir ningún esfuerzo, para conseguir este objetivo. Por ello purifiquemos nuestro razonamiento, desarrollemos nuestra intuición y apliquemos positivamente nuestro libre albedrío para que el amor, la vida y la luz sean realmente la expresión del ideal que concebimos de la luz, de la vida y del amor del Dios de nuestro corazón.
Cuando nos sintamos agredidos por los pensamientos negativos que nos dirigen otras personas, debemos limitarnos a ignorarlos.

O al menos al no concederles una importancia que haga nacer en nosotros pensamientos igualmente destructivos ya que, de esta manera, nos convertiríamos en víctimas de la maldad de otros creando en nosotros mismos las bases de nuestro propio envenenamiento mental envolvámonos en el manto místico que nos hace insensibles a los ataques de la ignorancia y hagamos el bien sin preocuparnos por lo que piensen de nosotros los corazones de nuestros enemigos.
El día que comprendan que deben orar a un Dios interior que es el mismo en el corazón de los judíos, budistas, cristianos musulmanes, y también en el de los ateos, ese día, comulgarán juntos en un único templo: el de la paz universal.

Definir lo cósmico es tratar de definir lo indefinible, se trata de la diferencia, y al mismo tiempo, igualdad, de los conceptos Dios y lo cósmico, lo cósmico no es Dios. Esta distinción es fundamental para experimentar la armonía cósmica. Desde el punto de vista rosacruz, Dios es la energía que está en el origen de todo lo que es, mientras que el cósmico, es esta energía en acción dicho de otra forma Dios es la fuerza universal creadora y lo cósmico la creación visible e invisible. Esta división demuestra que como seres encarnados, es imposible entrar en unión con Dios, pero sí con lo cósmico. No podemos armonizarnos con la energía divina de la que procede toda la creación, ya que en el plano terrenal, el hombre, incluso el más evolucionado, no puede contemplar el rostro de Dios. Sin embargo, el hombre dispone de aquellas facultades físicas, psíquicas y espirituales que van a permitirle entrar en armonía con la creación de Dios, tanto la visible como la invisible.

Anita Covelli de Fernández

 

 

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad