Publicidad
Sáb Mayo 27 2017
22ºC
Actualizado 04:29 pm

Amor de lejos, ¿aguanta? | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2009-08-23 05:00:00

Amor de lejos, ¿aguanta?

“Que todo el mundo cabe en el teléfono, que no hay distancias grandes para nuestro amor, que todo es perfecto, cuando te siento, tan cerca aunque estés tan lejos”.
Amor de lejos, ¿aguanta?

Si usted ha vivido un amor de lejos, seguramente habrá cantado a viva voz más de una vez esta canción de ‘Sin Banderas’.

Vivir un amor de lejos implica también la amarga despedida en el aeropuerto, el intercambio de objetos personales para el recuerdo y las promesas y frases como “es tan solo un año, este tiempo pasará más rápido de lo que te imaginas”, “no te preocupes que volveré por ti y todo estará bien”.
 
Cuando esa persona pone su pie en el avión, usted siente derrumbarse, pero le queda la esperanza de que todo funcione.

Por eso, empiezan las citas infaltables en el chat, los mensajes en el Facebook y las llamadas telefónicas que se convierten en toda una renta económica.

Pero si su plan es mantener la relación, hace más de un sacrificio por cuadrar su horario al de su pareja y piensa en una que otra sorpresa para enviar al otro lado del continente.

Si usted vive esta situación, se habrá cuestionado más de una vez si “lo mejor fue continuar”, “si está perdiendo su tiempo”, “si la otra persona resistirá la soledad” o “si lo mejor era haber cortado de raíz la relación”.

¿Para el que se queda es más difícil?

Entre las conversaciones de amigos, siempre se dice que es más difícil para el que se queda que para el que se va.

Por lo general, el que se queda debe enfrentarse a los recuerdos, a los lugares, a las preguntas frecuentes de los amigos.

Pero en usted está saber asumir con total madurez la situación y demostrarle a esa persona que se va, que bien vale un sacrificio por un sueño o proyecto de vida que la pareja logre.

Preguntas y respuestas

Carolina Reyes
Psicóloga

¿Un amor de lejos puede funcionar con madurez? El amor de lejos es complicado pero sí es posible en la medida en que cada persona sepa cuáles son sus intereses, que tenga claro las consecuencias que trae  no verse con esa persona con la misma rigurosidad. La comunicación es fundamental así como la sensatez y la honestidad. Hay relaciones que generan vínculos muy fuertes y pasan a niveles diferentes de relación de parejas, incluso hay matrimonios que logran manejar su relación de pareja, ya sea por una oportunidad laboral, y lo hacen a pesar de las dificultades.

¿Cómo mantener la relación cálida, a pesar del frío de la distancia, sobre todo cuando al comienzo hay demasiadas promesas pero con el tiempo se van extinguiendo? Depende de la madurez de la relación y de la madurez de las dos personas. Es diferente un amor de colegio a personas que tienen 30 años. Las personas con madurez pueden sacar adelante una relación.

¿Cómo luchar contra ese sentimiento de querer decirle a la otra persona que se quede sin ser egoístas, a pesar de que sabe que debe irse? Es importante el duelo de la separación, ese duelo siempre es difícil, pero la persona no debe caer en la manipulación, en interponerse en el crecimiento del otro. Hay que pensar bien en las razones de la partida de la otra persona, porque no se pueden coartar los logros del otro, con o sin razón.

Maritza Otero
Psicóloga experta en PNL

¿Un amor de lejos puede funcionar con madurez? Si son personas mayores es muy posible, hay muchas relaciones que se mantienen a través de Internet, del teléfono, porque ellas ya trabajan un amor maduro. Ellos ya pasaron por la etapa de las cosquillitas y del enamoramiento. Ese enamoramiento puede durar de un mes a tres años, si después de ese tiempo la persona ya se conoce con todos sus defectos y decide percibir a la otra persona dentro de su proyecto de vida, puede funcionar la relación a la distancia.

¿Es más difícil para el que se queda o para el que se va? ¿Cómo enfrentarse a esos recuerdos? Es difícil tanto para el que se queda como para el que se va. La diferencia es que el que se va no va a encontrar a nadie que le pregunte por la otra persona. Pero como no se trata de una ruptura, depende de los dos, de qué tanto se comunique el uno con el otro y de cómo manejen la relación.

Para que una relación funcione de lejos con éxito, las dos personas deben quererse a sí mismos. Si se quieren lo suficiente no tendrán que estar buscando llenar vacíos con otras personas, sino que al contrario, esa distancia se puede convertir en un factor de estimulación y fortalecimiento.
Muchas personas pueden llegar a hacer pataleta a la otra persona, para impedir que reciba esa beca, ese intercambio, ese trabajo.

¿A dónde lleva este tipo de reacciones? ¿No es egoísmo por el otro? Si hay pataleta no hay amor, así de simple. Cuando hay amor, la persona se va a sentir feliz porque el otro progresa, porque hay planes a futuro y porque poco a poco los están encontrando. Pero cuando hay pataleta, hay apego y eso lo genera la falta de autoestima.

¿Es bueno establecer reglas desde el momento de la despedida o se van dando a medida que pasan los meses? Lo mejor es establecer de entrada esas reglas, esos acuerdos, saber cómo nos vamos a comunicar, si vamos a consolidar la relación. Pero si de entrada se dice “vamos a probar si funciona”, ese es un “no” pasito.

LISTA

Sólo el tiempo lo decide

El tiempo decide si usted tenía o no la razón en apostarle a una relación de lejos. Pero existen varias herramientas claves para que luche contra todo obstáculo y supere la prueba de la distancia.

1 No se haga películas en la cabeza. Para qué atormentarse. Si usted se la pasa llorando, no puede dormir pensando en qué estará haciendo la otra persona, si teme que esas nuevas amigas que ha visto en su Facebook le quiten su puesto, entre tantas ideas de infidelidad, lo único que estará haciendo es envejeciendo mientras espera y atormentándose la cabeza. Por eso, el primer paso es desechar esos pensamientos.

2 Paciencia En estos casos necesita la paciencia del Santo Job para superar un año o más lejos de su pareja. No se encierre en las cuatro paredes de su habitación, ocupe su mente, ingrese a un curso o deporte, mantenga su tiempo ocupado para que los meses se pasen volando. Pero si al contrario, se pone a restar los días en el calendario, seguramente la espera se le convertirá en una eternidad.

3 Confianza Lo importante es que se centre en su grupo de amigos, se divierta, confíe en su pareja y él o ella en usted. De nada vale que empiecen las peleas porque usted tuvo una fiesta, se fue a una finca, salió con su mejor amigo o mejor amiga. La relación se convertirá en un caos.

4 Dinero Aunque ahora la tecnología le facilita la comunicación con cualquier parte del mundo y usted puede conectar su micrófono del PC, no hay nada como recibir la llamada sorpresa o uno que otro detalle que atraviese el continente. Para eso necesita dinero.

5 Madurez Esta es la característica más importante para mantener su relación a la distancia. Se necesita de la madurez de las dos partes y mucha sinceridad.

6 Entrega Aunque hay cientos de kilómetros que los separan, usted debe procurar mantener el calor de la relación. En sus manos y en las de su pareja está la responsabilidad de que el noviazgo permanezca lleno de sorpresas, palabras, momentos. Es un reto seguir enamorando a su pareja desde lejos.

7 Los puntos sobre las íes Muchas cosas quedan sin decirse por pena o por miedo. Por eso, es importante que se llegue a un acuerdo antes de presentarse la partida de uno de los dos. Cuando las cosas no son claras ni explícitas, se cometen muchos errores. Sea franco con esa persona, sea capaz de decirle qué teme, qué desea con el tiempo y qué espera de la relación. Hable también de las situaciones que le incomodarían para que no se presenten.

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad