Publicidad
Publicidad
Vie Dic 9 2016
24ºC
Actualizado 01:39 pm

Revuelo y expectativa por la CPI | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2009-10-14 05:00:00

Revuelo y expectativa por la CPI

Revuelo y expectativa por la CPI

Durante los últimos siete años, esta nación no estuvo dentro de la esfera de la Corte, por cuenta de una salvaguardia que pretendió que durante ese lapso quienes cometen ese tipo de delitos se sintieran presionados y eventualmente cesaran sus acciones y se acogieran a la ley interna, antes de entrar en vigencia el acuerdo.

En síntesis, se pensó tal vez de manera ingenua, que por miedo a la Corte se acogerían a un proceso de paz antes de que se cumpliera el periodo.

Pero lamentablemente, eso no sucedió. Y no sucedió, por varias razones que es imprescindible tener en cuenta de ahora en adelante si realmente se quiere parar el desangre eterno en el que vive Colombia.

Para empezar, hay que reconocer que el eventual ingreso de la CPI al país afectará de manera muy distinta a los diferentes actores del conflicto. Los militares implicados en crímenes contra la humanidad como en el caso de los falsos positivos, para mencionar apenas un ejemplo, son los más susceptibles a ser procesados por la Corte, en caso de que ésta considere que las investigaciones internas y más aún la justicia que se les aplique, no es la apropiada para esta clase de delitos. Los uniformados del Estado, entonces, sí deben tener en mente todo el tiempo que en caso de abusar de la población civil, pueden terminar en una cárcel internacional.

Sin embargo, ese no es el caso de los principales jefes de las Farc o de los comandantes paramilitares que todavía operan en varias zonas del país.

Y la razón es bastante elemental. Es que nada se saca con amenazarlos con un juez extranjero, si sencillamente las autoridades no son capaces de ponerles las manos encima. Tanto al Mono Jojoy como a Alfonso Cano un juez de la CPI les es totalmente indiferente, si saben de antemano que no los pueden capturar en la espesura de la selva.

Y sí, puede que en algún momento se considere que las posibilidades de que firmen algún tipo de acuerdo con el Estado se disminuyen si sobre ellos pesa la posibilidad de que sean juzgados por sus masacres históricas. Sin embargo, sus actitudes de los últimos 30 años comprueban más allá de la saciedad, que la paz con la sociedad colombiana no les interesa.

El ingreso de Colombia a los fueros de la CPI generará sin duda alguna consecuencias y efectos, pero aún está por verse si son los que se pretendían, sobre todo en cuanto a los jefes guerrilleros y paramilitares, cuando se firmó el tratado.

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad