Una alerta para las ciudades | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2009-10-23 05:00:00

Una alerta para las ciudades

La Universidad de los Andes y la C√°mara de Comercio de Bogot√° acaban de realizar una encuesta sobre el uso del transporte p√ļblico que trajo como resultado un interesante dato que debe ser analizado con preocupaci√≥n por quienes est√°n comprometidos en los destinos de las ciudades colombianas.
Una alerta para las ciudades

Las cifras revelan que los usuarios de las diferentes rutas de buses están disminuyendo de manera notoria y que en el caso analizado, se llegó a la conclusión de que hay en la actualidad 750.000 pasajeros menos en el día. Entre las razones expuestas, se menciona el incremento del transporte particular, porque más personas han adquirido automóviles o motocicletas que son utilizados como su medio de movilización.

Esto quiere decir que la congestión en las principales calles de las ciudades crece como consecuencia de este fenómeno y que las mismas vías congestionadas son las que tienen que atender estas nuevas necesidades, generando toda clase de inconvenientes en la movilidad, que es ya dramática en la mayoría de las capitales del país.

Y en la medida en que la población tenga acceso a un mejoramiento del ingreso, el reflejo inmediato estará en la adquisición de vehículo particular, lo que conlleva a crecimientos insospechados del parque automotor de las ciudades.

La planeación en este caso ha sido siempre insuficiente y la falta de proyectos audaces que tiendan a atender estas nuevas necesidades, hace que el caos impere y que la calidad de vida en las ciudades se deteriore dramáticamente.

Cuando se dise√Īan nuevos proyectos, √©stos suelen ser t√≠midos y carentes de audacia futurista, dise√Īados s√≥lo para atajar eventuales protestas, pero en nada visionarios o llamados a descifrar los verdaderos retos que el desarrollo impone; por eso resultan simplones y distantes de las verdaderas realidades y muchas veces hasta verdaderas falacias frente a lo que realmente se requiere.

La mentalidad abierta e ilustrada en lo que significa la dimensi√≥n de las cosas, no parece ser una distinci√≥n que aflore en nuestro medio. Es lamentablemente la peque√Īez que impera y el pensamiento circunscrito a las cosas chiquitas: a tapar un huequito, a rectificar una callecita o a presentar un bosquejito de lo que ser√≠a una vi√≠ta que nunca se acometer√°, porque nadie est√° dispuesto a trabajar con la intensidad que los grandes proyectos requieren.

Estas cifras, acompa√Īadas de las dram√°ticas realidades que estamos palpando, tienen que sacudirnos y ponernos a pensar en que las ciudades no pueden progresar en el mejoramiento de sus condiciones y en lo que se refiere a asomarse a la verdadera modernidad, si no se piensa con mente futurista y si no se trabaja sobre postulados ambiciosos y con una gran dosis de efectividad en las acciones que se pongan en pr√°ctica.

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad