El paraco venerado | Noticias de santander, colombia y el Mundo | Vanguardia.com
Publicidad
Sáb Dic 16 2017
20ºC
Actualizado 06:07 pm

El paraco venerado | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2008-08-19 00:51:03

El paraco venerado

El paraco venerado

Patrulla Ciudad Gótica manteniendo a raya a los criminales, auspiciado por un policía con quien intercambia valiosa información y le alcahuetea el acceso privilegiado a pruebas y escenas criminales. Cuando el brazo largo y poderoso de la ley no puede llegar hasta los truhanes, la autoridad llama a este murciélago blindado para que secuestre a un ciudadano chino en Hong Kong y lo entregue a domicilio en el cuartel de la policía. Cualquier recuerdo de la captura de Rodrigo Granda no deja de incomodar en ese instante del filme.

Apenas comprensible que Batman quiera acabar con los criminales, habida cuenta del asesinato aleve de sus padres en frente suyo cuando todavía era un imberbe. Así que el motor que empuja a este héroe no es otro que la venganza pero procura disfrazarla de justicia. Así puede encontrar adeptos que, hastiados del crimen y sus horrores, patrocinen con su acción o su silencio su labor pacificadora.

El problema radica en la aparición de su antagonista, el divertidísimo e inteligentísimo Guasón. Es prácticamente una réplica de Batman: ambos inspiran pánico y trasgreden las normas. En una memorable secuencia dentro del cuartel de la policía, El Guasón -como un profeta-, le cuenta a Batman que la sociedad que hoy lo venera será la primera que mañana lo crucifique cuando sus servicios no sean necesarios. Por eso Batman necesita al Guasón. Sin criminales terribles, sobran los paramilitares. Sobra decir que Batman ingresó al cuartel de la mano del Comisionado Gordon. El roedor alado tenía una misión: darle una paliza de padre y señor nuestro al Guasón y así poder sacarle información valiosa sin que la autoridad se ensuciara las manos.

La película termina con toda la policía persiguiendo a Batman como una rata nocturna, de forma malagradecida, sin importar los valiosos favores y servicios prestados a lo largo de la eterna lucha contra el crimen. Lo persiguen con el mismo entusiasmo con el que persiguieron al Guasón, criminal notorio. Lo persiguen pero el Comisionado Gordon, muy dentro de sí, desea que no lo capturen. Puede ser necesario y útil en el futuro. Una pregunta: ¿de que va a disfrazar a sus hijos en la Noche de Brujas? Veinte años más adelante no se pueden quejar…

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad