Agro ingreso seguro y responsabilidad política: doble rasero | Noticias de santander, colombia y el Mundo | Vanguardia.com
Publicidad
Jue Dic 14 2017
20ºC
Actualizado 09:47 pm

Agro ingreso seguro y responsabilidad política: doble rasero | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2009-11-01 04:00:00

Agro ingreso seguro y responsabilidad política: doble rasero

Agro ingreso seguro y responsabilidad política: doble rasero

Las ayudas al sector agrícola son, en principio, bienvenidas. Tan útiles son que la Comunidad Europea y los Estados Unidos han mantenido las suyas con leves cambios en las últimas décadas. Seguramente la protección del empleo y razones de seguridad alimentaria y nacional, han motivado estas conductas. Razones que de una u otra manera también podemos hacer nuestras.

No obstante, tanto aquí como en Europa se ha criticado que tales subsidios llegan en una gran proporción a los grandes productores y terratenientes. En 2005 por ejemplo se denunciaba que en Francia el 15% de los agricultores más ricos percibían el 60% de los fondos destinados a este país, mientras que el 70% de los pequeños agricultores recibían el 17%. Hasta tal punto llegaron las críticas en el interior de la Unión Europea que a partir de este año se hará pública la información de los beneficiados y se limitarán las ayudas a los grandes productores.

Estos hechos en nada disminuyen la gravedad de las denuncias que se han presentado: “mal de muchos, consuelo de…”. Al contrario, muestran como factor agravante un desconocimiento de la situación internacional que ha llevado a equivocaciones que resultaban a todas luces previsibles.

Si bien faltó mucho gobierno, también faltó una dosis importante de responsabilidad social de los particulares, especialmente de los más grandes empresarios. En un país como el nuestro no basta con actuar apegados formalmente a las normas jurídicas, desconociendo o perjudicando sus propósitos. En el caso de AIS la concentración de las ayudas y las acciones y omisiones para facilitarla son un evidente atentado a la reducción de las desigualdades en el campo.

La debilidad del Estado se compensa con un mayor grado de responsabilidad social: asumiendo una actitud ética contraria a la cultura del oportunismo y de la exclusión. La autorregulación requiere del acompañamiento de incentivos colectivos a la acción éticamente responsable. En este aspecto la actividad gremial cumple un papel esencial dada su capacidad de congregar a un sector para la identificación de sus propios intereses, entre los que debe estar la dimensión de responsabilidad social.

El escándalo de AIS viene a surgir en 2009. Entre 2007 y 2008 ¿dónde estuvieron las voces de los gremios del sector agropecuario denunciando la concentración de los recursos y el abandono del pequeño y mediano agricultor?

La necesidad de fortalecer la democratización de los gremios y/o la creación de organizaciones de este tipo es fundamental si queremos construir realmente espacios de confianza entre los ciudadanos y tener un control eficaz del Estado por los ciudadanos.

Finalmente, es importante afirmar que existe una responsabilidad política ineludible frente a los graves hechos de AIS que el país rechaza. ¿Será que persistirá el doble rasero en este gobierno a la hora de aplicarla? Pregunto: ¿Tendrá el Presidente Uribe con el Ministro de Agricultura la misma firmeza que tuvo con los 27 oficiales del Ejercito destituidos en octubre de 2008, sin opción de renuncia, cuando pasado un año los colombianos no sabemos aún ni siquiera por qué los destituyeron?

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad