La seguridad en la frontera, permeable? | Noticias de santander, colombia y el Mundo | Vanguardia.com
Publicidad
Dom Dic 17 2017
20ºC
Actualizado 05:58 pm

La seguridad en la frontera, permeable? | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2009-11-03 05:00:00

La seguridad en la frontera, permeable?

Una bola de nieve en picada, cada vez más grande, así se podría calificar el conflicto social en la frontera Colombo-venezolana.
La seguridad en la frontera, permeable?

Los últimos hechos de sangre que dejan 17 muertos en el último mes, las denuncias de la presencia de guerrillas colombianas operando de la mano con sus pares venezolanas en este último territorio; la reaparición de las bandas criminales al servicio del narcotráfico y el contrabando ilegal de combustibles y mercancías tienen disparadas las alarmas en la región fronteriza, a tal punto que las mismas autoridades se atreven a admitir que la cosa se ha puesto ‘color de hormiga’.

La población que hace tránsito por la frontera, confesó tener miedo y sentirse desamparada, más ahora con los hechos de violencia ocurridos en el presente mes del lado limítrofe venezolano.

Los ciudadanos en Cúcuta, por ejemplo, reclaman más presencia de la fuerza pública y de su ejército, sobre todo para que se garantice la vida y se respeten los derechos humanos en la zona limítrofe.

El tener más de seis mil efectivos entre Ejército y Policía en la frontera (más de 2.000 kilómetros), no está representando para los cucuteños ninguna garantía a la hora de hablar de seguridad: “Estamos a merced de los violentos. Creo que las autoridades deben actuar de inmediato, pues las relaciones entre Colombia y Venezuela están muy tensas y a punto de desencadenar en un conflicto mayor”, sostuvo Olegario Rincón, un comerciante de combustible de la capital nortesantandereana.

La realidad es ‘cruda’, como lo señala el diputado Jorge Humberto Villamizar, presidente de la comisión de frontera de la Asamblea nortesantandereana: “Me preocupa la seguridad del departamento. En Tibú la guerrilla está obligando a la gente a realizar reuniones, pero también las Águilas Negras están operando en una extensa franja de la frontera, en la que cobran vacuna por transporte de gasolina y alucinógenos”.

Lo anterior lo corroboró Omar Calle*, un joven residente en el barrio Lomitas de Cúcuta que se dedica al comercio informal entre esta capital y San Antonio: “La ‘bola’ que está corriendo entre quienes nos dedicamos al rebusque aquí en la frontera es que le van a dar a todos los sapos de los paracos”.

En Venezuela

Pero si por aquí llueve, del lado de Venezuela no escampa. Las autoridades del estado del Táchira insistieron en sus denuncias sobre la presencia de guerrillas del Eln y las Fuerzas Bolivarianas de Liberación, Fbl, también llamadas entre los pobladores de esa región como ‘boliches’, las mismas a las que se les atribuye la masacre de 11 vendedores informales, nueve de ellos colombianos, en una zona rural de Yururú.

Walter Márquez, alto comisionado para proyectos especiales de la opositora gobernación del estado Táchira, dijo que la inseguridad se ha agravado en la zona limítrofe. “... El tema de la responsabilidad es integral en materia de seguridad, esto es, del Estado, de los municipios y de las gobernaciones, y nosotros no vemos la mano del gobierno de Caracas por ningún lado, por el contrario, por orden del ministerio del interior de Venezuela se ha procedido a desarmar a los más de dos mil efectivos que hacen presencia en esta parte de la frontera”.

“Es ridículo e insólito -expresó Márquez- que mientras la guerrilla tiene fusiles, nuestra policía carga bolillos; además, la Asamblea Nacional de Venezuela aprobó investigar la presencia de grupos paramilitares y no a todas las organizaciones ilegales, Eln, Farc y guerrillas bolivarianas que se pasean sin ningún control por la frontera”.

Pero también en el otro estado fronterizo, Barinas, el conflicto social se ha agudizado en los últimos días como consecuencia del hallazgo de seis cadáveres, todos de jóvenes colombianos que se desempeñaban en la localidad de Sopopó en actividades de comercio informal; además de un séptimo cuerpo sin vida que resultó ser el de la persona desaparecida que fue reportada tras la masacre de Yururú, en el estado del Táchira.

URGE AUMENTAR PIE DE FUERZA: GOBERNADOR

“Nosotros hicimos un refuerzo de la policía metropolitana el año anterior, pero es necesario aumentar el pie de fuerza para mejorar las condiciones. No obstante, cualquier refuerzo es poco porque cada vez se necesitará mucha más presencia para controlar a los violentos”. Así se expresó el gobernador de Norte de Santander, William Villamizar Laguado, al responder a la pregunta de por qué estaba tan tenso el orden público y aumentado el número de muertes en zona de frontera.

Pese a esto -señaló el mandatario seccional- los índices de violencia han disminuido, no como queríamos, pero han bajado con relación de otras ciudades del país. En la zona de frontera debe hacerse más refuerzo, pues es innegable que allí es donde está presente, en mayor número, la delincuencia.

Con relación a la presencia de grupos al margen de la ley en el corredor limítrofe, Villamizar Laguado mencionó que “... conozco los informes y las alertas tempranas donde se mencionan la presencia de grupos al margen de la ley al servicio del narcotráfico, eso es innegable, pero también es cierto que estamos capturando a esos delincuentes”.


LA FRONTERA EN CIFRAS

Extensión: 2.219 kilómetros (Comprende del lado colombiano los departamentos de La Guajira, Norte de Santander y Arauca). Del lado venezolano está el estado del Táchira.

- La parte central de la frontera colombo-venezolana es donde se concentra el mayor movimiento comercial y los problemas más críticos en materia social.

- En esta sola franja se concentra una población que supera los dos millones 600 mil habitantes.

- Unas 250 mil personas se movilizan semanalmente por esta zona limítrofe. La mayoría se desempeña en el comercio informal de mercancías varias, alimentos, gasolina, etc.


LOS BOLICHES’ ORDENARON LIMPIEZA DE COLOMBIANOS

“Allá en Santa Bárbara, a unos 40 minutos de Socopó, ‘Los Boliches’ (Fuerza Bolivariana de Liberación, FBL) dieron la orden de matar a los colombianos rebuscadores, es decir a los que se dedican a la venta de maní, artesanías, discos compactos”. El testimonio es de Sebastián Badillo*, de 48 años, un transportador que lleva más de 15 años ejerciendo su oficio en el estado de Barinas y que accedió a hablar sobre la situación de orden público que se vive en esa región limítrofe.

“... Esa amenaza se venía escuchando desde el mes pasado y mire que ya encontraron asesinados a seis colombianos, todos ellos reconocidos aquí en Santa Bárbara como rebuscadores”, agregó.

“Los Boliches visten uniforme verde oliva y boina con el escucho del Che Guevara. Ellos se presentan en el pueblo en horas de la noche y toman cerveza en los negocios. Nos dicen que si tenemos algún problema que subamos a la montaña que allá se arregla todo con el comandante. El campamento está a pie como a 45 minutos, en toda la cima de la montaña que se puede observar desde el caserío. Se dice que hay por lo menos unos 2.000 boliches a lo largo de la frontera con Cúcuta y Arauca. Ellos están trabajando unidos con el Eln y a la gente del común no molestan, más bien sí le piden vacuna a los grandes ganaderos”.

Badillo asegura que ‘Los Boliches’ es la guerrilla que (el presidente Hugo) Chávez creó para hacer frente a los paracos en zona de frontera. “Eso lo sabe todo mundo en Táchira, Barinas y Apure, pero nadie se atreve a certificarlo ni a denunciarlo porque al día siguiente amanece muerto”.

(*) Nombre cambiado a solicitud del entrevistado.

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad