Voraz incendio consumió un carro y parte de una casa | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2010-01-10 05:00:00

Voraz incendio consumió un carro y parte de una casa

Desde una casa vecina donde alcanzaba a divisar la magnitud de lo ocurrido pero con total tranquilidad porque ninguna persona resultó afectada, Ángela Calderón contó a Vanguardia Liberal los minutos previos que vivió la madrugada de ayer, cuando las llamas consumieron un vehículo y parte de su residencia ubicada en la calle 53 con carrera 18A, del barrio Uribe Uribe, en la Comuna Dos.
Voraz incendio consumió un carro y parte de una casa

Según Calderón, la alarma de la camioneta de placas BVJ-735 de Bucaramanga, que se disparó de un momento a otro cuando estaba parqueada en el garaje de ingreso a la residencia, fue la que le advirtió hacia las 2:00a.m., que algo sucedía. Cuando salió de la habitación, la humareda que invadía su casa evidenció el incendio que comenzó inmediatamente.

Y así fue, mientras corría en busca de sus seres queridos –un bebé de 18 meses, un joven de 16 años y su esposo - para que salieran cuanto antes del lugar, se desató la emergencia. Por fortuna todo lo que necesitaba encontrar para llegar hasta la calle estuvo a su alcance, logrando sin mayores inconvenientes, salvarse de una tragedia.

“Cuando sentí el humo me fui a buscar a los niños y a mi esposo, los desperté y salimos corriendo. No sabemos si fue que el carro se prendió solo, o si alguien le pudo haber echado algo. Muchas veces le han roto los vidrios al carro”, dijo la mujer.

La posible existencia de manos criminales en este incendio no es clara para los expertos en la materia, lo cierto es que el vehículo, que funciona a gas, pudo haber explotado lo que habría desencadenado en una tragedia de muy grandes proporciones (ver recuadro).

“Sí, se perdieron las cosas materiales, pero lo más importante es que nos pudimos salvar y eso me tranquiliza”, dijo Calderón.

Lo que dice bomberos

El comandante del Cuerpo de Bomberos Voluntarios, capitán Jaime Díaz Camargo, precisó que no se atreve a decir que haya habido manos malintencionadas en esa emergencia, y advirtió que de no haber sido controlada a tiempo no se habría podido evitar una explosión.

“Pudo haber sido un corto circuito o un escape de gas en la camioneta, que inició con mucho humo y de un momento a otro se prendió quemando parte de la casa. Cuando llegamos, el cilindro de gas estaba totalmente azul por lo que tocó enfriarlo a la par que se apagaban las llamas. De haber explotado se habría llevado toda la casa”, dijo el capitán.

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad