Sáb Dic 3 2016
23ºC
Actualizado 12:17 pm

Panamá se convierte por unos días en la capital del jazz | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2010-01-10 16:27:56

Panamá se convierte por unos días en la capital del jazz

Panamá se convertirá a partir del lunes y por unos días en la capital regional del jazz con la séptima edición de su festival internacional, un certamen con figuras como Ellis Marsalis, John Patitucci o Joe Lovano y la tarea pendiente de lograr en su propia casa el reconocimiento que ya tiene fuera.
Panamá se convierte por unos días en la capital del jazz

Con un presupuesto de apenas medio millón de dólares y una organización de 50 personas, en su gran mayoría voluntarios, el Panamá Jazz Festival, que dirige el pianista panameño Danilo Pérez, cuenta este año también con Terry Lyne Carrington, Jamey Haddad (percusionista de Paul Simon) y Dee Dee Bridgewater, entre otros.

"Siempre trato de traer a alguien que represente el papel de leyenda del jazz porque estoy convencido de que le da el prestigio y le da la parte auténtica, la credibilidad (al festival). Este año la leyenda es el señor Marsalis", indicó a Efe Pérez.

Además de ensalzar la figura de Ellis, padre del trompetista Wynton Marsalis, Pérez ha decidido homenajear en esta edición al jazzista panameño Sonny White, pianista de Billie Hollyday en el disco "Strange fruit", probablemente el más importante y representativo de la cantante estadounidense.

Con el reconocimiento, Pérez continúa con su tradición de recordar a leyendas del jazz panameño, "los tesoros escondidos", como les llama, al hablar de músicos de la altura de Luis Russell, en cuya orquesta comenzó Louis Armstrong, o el saxofonista Carlos Garnett, quien tocó con Miles Davis y este año también asiste al festival.

El espacio musical vuelve a dar cabida al estadounidense Jonathan "Juanito" Pascual y su "nuevo flamenco", pero sobre todo da cancha a escuelas de música como el Berklee College of Music y el New England Conservatory, ambos de Boston (EE.UU), donde Pérez vive cuando no se encuentra en su tierra.

"El festival, como festival, no tiene nada que envidiarle en cuanto a nivel de músicos" a otros festivales, dijo Pérez, que hoy presume de los resultados de una reunión que ideó en 1989 tras asistir al festival de San Sebastián con Dizzy Gillespie.

"Chucho Valdés vino aquí y dijo que este era el mejor festival que había visto en su vida, !imagínate eso!", dijo, al referirse a la participación el año pasado del pianista cubano.

Subrayó que aunque el Panamá Jazz Festival "ha crecido de un público de 8.000 a 20.000 personas" en los últimos seis años, no ha ido acompañado de un salto similar en el apartado financiero pese al apoyo del Gobierno y de una parte del sector privado del país.

"La pregunta que yo le tiro al panameño es si realmente ha entendido la magnitud que ya tiene este festival nacional e internacionalmente", dijo.

Además, Pérez destacó toda la labor social que desarrolla el festival, que nutre de fondos a la Fundación del propio pianista en Panamá para dar becas y formación a jóvenes de escasos recursos.

"El impacto más grande que tiene (el evento) es que deja fruto y deja semilla. A través de la interacción con grandes artistas de afuera se ha convertido en un centro educativo que no sólo beneficia a Panamá sino a Latinoamérica en general", explicó.

La reunión desarrolla entre el lunes y el miércoles diversos seminarios y clases magistrales dedicadas a los jóvenes, mientras que su espacio para las actuaciones queda para jueves, viernes y domingo.

Pérez subraya que no hay ganancia: "La plata pasa a la fundación y la fundación hace los programas educacionales y las becas. Hemos dado más de un millón de dólares en becas", explicó.

Ahora el certamen, según el director, ha roto el "mito de que la gente de escasos recursos no responde a una actividad como esta", pero afronta el reto de lograr la "estabilidad económica", pese al gran interés que ha despertado en el exterior, de donde, según Pérez, han llegado ofertas para adquirirlo y que ha rechazado.

"Al final del día quiero que los pelados (muchachos) de aquí se beneficien, no que se lo lleve alguien para comprarse otro Rolls Royce", dijo.

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad