La seguridad ciudadana y las armas ilegales | Noticias de santander, colombia y el Mundo | Vanguardia.com
Publicidad
Lun Dic 11 2017
21ºC
Actualizado 05:45 pm

La seguridad ciudadana y las armas ilegales | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2010-01-23 05:00:00

La seguridad ciudadana y las armas ilegales

La seguridad ciudadana y las armas ilegales

Efectivamente, una de las grandes preocupaciones de la opinión pública es la zozobra que hay en nuestros centros urbanos por cuenta del alarmante número de hechos violentos que ocurren en ellos y el que la respuesta de las autoridades es tímida frente a las dentelladas que dan los amos de la inseguridad citadina.

El problema es mayúsculo. En la gran mayoría de los hechos de sangre, de los actos de violencia y de los delitos contra la propiedad que ocurren a diario en nuestras ciudades, están presentes armas de fuego que circulan ilegalmente y de allí que ninguna política de seguridad que se implante será eficaz mientras no se hiera de muerte la gigantesca  telaraña que han armado los traficantes de armas.

Sí. No habrá mejoría en materia de seguridad ciudadana mientras sea tan lucrativo el comercio ilegal de armas en el país y sea tan fácil violar los controles implantados para neutralizar el mercado negro de ellas. Análisis serios sobre la dimensión de tal delito estiman que de cada cinco armas que hay en Colombia, una de ellas circula legalmente y 4 provienen del mercado negro.

E.U., Rusia, China, Bulgaria, Bélgica, Hungría, Alemania y Corea del Norte, son los países de donde más se proveen de armas los traficantes colombianos. Mientras no se logre implantar una eficaz gestión conjunta con tales países para asfixiar en su fuente el tráfico ilegal de armas, toda política que se anuncie en Colombia para enfrentar la inseguridad en nuestras ciudades tendrá bases endebles, frágiles.

Por eso uno de los pilares para luchar con eficiencia contra la violencia citadina en Colombia, es lograr restringir la exportación de armas ilegales en países europeos, asiáticos y en E.U., ya que ellas terminan alimentando los delitos en nuestras ciudades. Recordemos que la mayoría de las armas que usaron las Autodefensas y de las que hoy tienen los grupos de delincuentes que de ellas se han derivado y las guerrillas, provienen de los citados países.

El drama que vive México y el caos que allí ha sembrado el narcotráfico, ha puesto en evidencia que será imposible implantar política eficaz alguna para enfrentar airosamente tan terrible delito mientras existan los vasos comunicantes que hay entre los narcotraficantes y los vendedores de armas. Algo similar ocurre en el caso colombiano.

La segunda parte del problema se asienta en las ineficaces medidas que hay para enfrentar el mercado negro interno de armas. Mientras el Estado colombiano no logre golpear de muerte el sistema venoso de tan letal delito, cualquier campaña para mejorar la seguridad en nuestras ciudades tendrá los mismos efectos que tiene el darle aspirina a un enfermo de cáncer para controlar eficazmente su enfermedad.

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad