Inestable alianza para delinquir | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2010-01-31 05:00:00

Inestable alianza para delinquir

Inesperada alianza acaba de pactarse entre las Farc y el Eln que, pese a los descalabros sufridos, persisten en una lucha perdida. No s√≥lo en la confrontaci√≥n armada sino en el descenso a las profundidades del narcotr√°fico disolvente y el terrorismo como √ļnica forma de proclamar su precaria presencia.
Inestable alianza para delinquir

Seg√ļn parece la iniciativa parti√≥ del mando militar y pol√≠tico del Eln, personificado por Gabino y Antonio Belt√°n. Tard√≠a pretensi√≥n de revivir la et√©rea Coordinadora Guerrillera, que s√≥lo simulaba existir para impresionar a negociadores incautos. Aunque aparecidos en 1964, Eln y Farc tuvieron desde sus or√≠genes profundas diferencias.

La proclamaci√≥n de las Farc antecedi√≥ a la del Eln en diez a√Īos, a la sombra del feroz enfrentamiento sectario de los partidos hist√≥ricos, con el nombre de Autodefensas Campesinas, en realidad brazo armado del Partido Comunista apoyado por la Uni√≥n Sovi√©tica.

El Eln fue la proyecci√≥n en el Caribe de la Revoluci√≥n Cubana. La l√≠nea Mosc√ļ preconizaba el mismo desarrollo de la Revoluci√≥n Rusa de 1917, con el alzamiento masivo del proletariado urbano, aprovechando una coyuntura propicia para asaltar el poder pol√≠tico. La l√≠nea fidelista quer√≠a repetir en Am√©rica Latina su propio modelo: instalaci√≥n de focos insurgentes en sectores rurales marginados y sin esperanza, donde las ¬ďcondiciones objetivas¬Ē permitieran propagar el fuego revolucionario y derrotar el poder del Estado preparado para la guerra convencional, f√°cilmente contrarrestado por las formas guerrilleras.

Eso no era todo, la novel dirigencia urbana del Eln menospreciaba a los palurdos jefes de las Farc y √©stos se burlaban de los burgueses improvisados como jefes guerrilleros. El Eln, fingiendo buscar una acci√≥n conjunta de las dos fuerzas, obtuvo de las Farc un cuantioso pr√©stamo que jam√°s devolvi√≥. La Inteligencia de la Quinta Brigada pudo comprobar el enfriamiento de la relaci√≥n hasta llegar a la ruptura total, que en √©pocas recientes se tradujo en batallas campales dominadas por las Farc, m√°s veteranas y mejor armadas. Que el Eln ¬ďpida cacao¬Ē en esta alianza inestable, indica varias cosas: Reveses contra el Ej√©rcito y las Farc, desmoralizaci√≥n, impotencia para proseguir una lucha sin otro objetivo que el crimen, estrangulamiento financiero. El recurso desesperado de convertirse en ap√©ndice de las Farc en derrota, en nada fortalece a las dos agrupaciones terroristas.

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad