Publicidad
Lun Mayo 29 2017
20ºC
Actualizado 05:41 pm

Producción de sillas deportivas mueve los sueños de discapacitados | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2010-02-14 05:00:00

Producción de sillas deportivas mueve los sueños de discapacitados

En las manos de Juan Gamboa está la esperanza de cientos de pacientes discapacitados, que han perdido algún miembro de su cuerpo, ya sea por el conflicto armado, por algún accidente, por alguna enfermedad adquirida o congénita.
Producción de sillas deportivas mueve los sueños de discapacitados

Y son sus mismas manos, las que delatan largas jornadas de trabajo.

Él es uno de los tres técnicos ortecistas y protesistas que hay en Bucaramanga, certificados académicamente ya que las instituciones más cercanas donde cursa la tecnología se encuentran en el Salvador, México y Argentina.

Hace 19 años se empeñó en crear una empresa de productos especializados para discapacitados, que hoy se centra en la fabricación de sillas de ruedas deportivas que ayudan a las personas que tengan alguna limitación física a superar sus propias barreras en la práctica de algún deporte.

Por eso, cada producto hecho a la medida del cliente, no sólo sostiene la producción de su empresa, sino sostiene el sueño de quienes con ayuda de las ruedas mueven su vida diaria.

Hoy Orthosander es creadora e impulsa la Maratón Internacional de Discapacitados que se celebrará en agosto de este año por segunda vez en Bucaramanga.

Dicha labor ha sido impulsada también por la Corporación para la Rehabilitación Integral del Discapacitado, Corind, con la que trabaja de la mano para mejorar la calidad de vida de las personas que presentan discapacidad.

Sus más grandes aliados son medallistas olímpicos como Ramiro Bermúdez, Rafael Botello, el mexicano Alfonso Saragoza y Moisés Fuentes, el nadador olímpico que ganó la primera medalla de oro en los juegos paralímpicos de Pekín.


De los ahorrosÂ…

“Empezamos la empresa con ahorros, porque es muy difícil que los bancos le presten al que no tiene plata. Entonces nos tocó hacer unos sacrificios y préstamos de la misma familia”, relata Juan de Jesús Gamboa Cristancho, quien añade que sin la ayuda de su esposa María Salgado, nada hubiera sido posible.

El hecho de que hoy se puedan sostener financieramente no es lo único que ha cambiado, hace 19 años la fábrica funcionaba en un garaje ubicado en la carrera 15 con calle 10, hoy la empresa funciona en sus propias instalaciones y está preparando sus últimos detalles para poder recibir el aval del Ministerio de la Protección Social.

“Empezamos con un garaje pagando arriendo y trabajando con las uñas, yo empecé haciendo mis primeros trabajos en el campo desde los 13 años.

Trabajé en una empresa que se dedicaba a lo mismo, pero decidí estudiar y prepararme para independizarme, en ese lapso me formé académicamente a distancia”, relata Gamboa Cristancho.

Sillas deportivas, la especialidad

Orthosander es ya reconocida en el gremio de deportistas discapacitados por la calidad y precisión de sillas de ruedas deportivas.

Sin embargo, pensar en esta clase de productos no fue una idea que se hizo realidad de la noche a la mañana, ya que respondía a una necesidad con razones muy particulares.

“Hace más de diez años salía muy costoso traer sillas de ruedas de gama alta de Estados Unidos o de Europa para la práctica de algún deporte. Entre US$3 mil y US$4 mil dólares y no sólo era el alto precio, si no el problema que había para traerlas, entonces decidimos empezar a fabricarlas”, dice Gamboa Cristancho.

El proceso fue largo ya que implicaba hacer un riguroso estudio de materiales y capacitación para su fabricación, ya que anteriormente gran parte de la producción de la empresa se basaba en prótesis.

Por su uso, estas sillas deben ser livianas y hechas a la medida del deportista, además cambian sus características dependiendo del deporte que se practique.

De igual forma, las sillas son pedidas por toda clase de deportistas latinoamericanos, que a través de los eventos que se realizan en el país hacen pedidos para Ecuador, Venezuela, Uruguay y Paraguay.

 

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad