De otros Judas y otros Cristos | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2010-04-09 05:00:00

De otros Judas y otros Cristos

Desde la posteridad, la mirada sobre los hechos se dificulta por la distorsi√≥n que les a√Īade la incertidumbre sobre los motivos y las causas de cada situaci√≥n. Siempre en los nudos hist√≥ricos se entrelazan nobles intenciones con secretos y vanos m√≥viles. El Cristo de Semana¬† Santa sale airoso por la resurrecci√≥n; mientras la traici√≥n de Judas deja oculta la de otros cobardes que quedaron montados en el proyecto revolucionario del Redentor, a pesar de haberlo negado tres veces.
De otros Judas y otros Cristos

Con el bicentenario se asoman a la vista de cualquier curioso, figuras cuya grandeza resulta tan imponente, que desde√Īan cualquier estatua. Francisco de Miranda es quiz√°s el m√°s notorio de esos perfiles. Caraque√Īo, √©ste profundamente¬† ilustrado, liberal practicante y librepensador, cuya acumulaci√≥n de experiencias heroicas en Europa y Norteam√©rica, as√≠ como sus influencias invaluables en la iniciaci√≥n del movimiento libertador, no cabr√≠an aqu√≠. Miranda, el Precursor, es quiz√°s el √ļnico latinoamericano que realmente particip√≥ en los acontecimientos de Europa y Am√©rica que prepararon la independencia de las colonias espa√Īolas en ultramar; m√°s que un precursor es el √ļnico ¬ďsuramericano universal¬Ē.¬† Su inserci√≥n en la historia universal ¬Ėya hab√≠a tenido importancia en la pen√≠nsula ib√©rica-, comienza con su relaci√≥n estrecha con los padres de la independencia americana, en particular con Samuel Adams, George Washington y Alexander Hamilton, lo que luego lo llev√≥ a Londres, desde donde inici√≥ su admirable periplo por Europa. En todos los lugares fue protagonista.

Ya iniciado en la masoner√≠a, lleg√≥ a Par√≠s en pleno auge de la revoluci√≥n francesa y fue puesto al mando del ej√©rcito franc√©s que luchaba en B√©lgica. Es el √ļnico iberoamericano cuyo nombre aparece en el arco del triunfo en Par√≠s.¬† Su protagonismo lo llev√≥ a relacionarse con monarcas como Gustavo II de Suecia, el m√ļsico Haydn y m√ļltiples intelectuales y hombres de ciencia de la √©poca. Incluso estuvo en la corte rusa, en donde se dice que fue amante de la legendaria Catalina II. Cuando era propagandista de la revoluci√≥n suramericana e inspirador de personalidades como San Mart√≠n y Bol√≠var, volvi√≥ a Am√©rica a petici√≥n del propio Bol√≠var para encabezar el movimiento revolucionario.¬† Luego, el mismo Bol√≠var lo detendr√≠a en Venezuela, mientras dorm√≠a, para traicionarlo entreg√°ndolo a Espa√Īa, donde morir√≠a mientras organizaba su fuga a Londres para seguir luchando por su proyecto de naciones libres suramericanas: ¬ďColombia¬Ē.

 

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad