Altos índices de maltrato infantil registra Santander | Noticias de santander, colombia y el Mundo | Vanguardia.com
Publicidad
Mar Dic 12 2017
20ºC
Actualizado 10:22 pm

Altos índices de maltrato infantil registra Santander | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2010-04-29 05:00:00

Altos índices de maltrato infantil registra Santander

Con la ilusión de recibir un collar y una pulsera como regalo, una menor de 14 años -habitante de una vereda de Piedecuesta- acudió, con el permiso de su mamá, al hogar de una vecina.
Altos índices de maltrato infantil registra Santander

Horas más tarde, con lágrimas en los ojos, la ropa interior rasgada y el cuerpo maltratado, la menor confesó a su madre que todo había sido un engaño: “Lo único que recibí fueron golpes. Me amarraron a la cama con cuerdas y me taparon la boca con un pañuelo. El esposo de la vecina se me tiró encima y me violó. Ella sólo miró, no hizo nada”.

Una experiencia similar vivieron dos pequeñas hermanas, quienes compartían la vivienda con sus padres y un tío. Un día, el nivel de presión fue tal, que las niñas de 5 y 8 años confesaron lo ocurrido a su madre.

La madre, para comprobar lo ocurrido, se escondió debajo de la cama de sus pequeñas mientras dormían, y vio cómo su tío, entraba en la noche a tocarlas y ultrajarlas.

Según el Instituto de Medicina Legal en lo que va corrido del año, en Bucaramanga y el área metropolitana se reportaron un total de 74 casos de maltrato infantil y 96 casos de delitos sexuales.

Si se toma lo que sucede en Santander, las cifras no son diferentes: el departamento registra un total de 131 casos de maltrato infantil, frente a 164 delitos sexuales.

De acuerdo con esta información, la mayoría de víctimas son niñas, quienes, además de ser violentadas con golpes y malos tratos, también son abusadas por padres, hermanos o conocidos de su familia.

El registro que entrega esta entidad muestra que los delitos sexuales cometidos contra las niñas siguen en aumento, especialmente entre los 4 y 9 años (25 víctimas) y los 10 y 14 años (35 víctimas). Ver tabla.

Durante todo el 2009, esta institución reportó un total de 525 víctimas de delitos sexuales y 342 víctimas de maltrato infantil.


Lo que se encuentra

Según la subteniente de la Policía de Infancia y Adolescencia, Johanna Alexandra Brito, los pequeños se encuentran en situación de abandono, en lugares encerrados, sin las condiciones suficientes para su supervivencia.

“La comunidad colabora llamando, reportando casos de distintos estratos. Casi siempre los padres los dejan  encerrados, sin comida, sin alguien que los cuide. Muchos presentan desnutrición, golpes en distintas partes del cuerpo y son abusados sexualmente”, asegura Brito.

Para Liliana Martínez, jefe de la Unidad Investigativa de Delitos Sexuales de la Sijin, el maltrato es más común en niñas y niños, que en adolescentes.

“Las niñas son las que más sufren; especialmente son agredidas por padrastros, papás, tíos, abuelos y vecinos”, explica esta profesional.

Martínez asegura que los padres son, en muchos de los casos, asaltados en su buena fe, pues creen en las personas allegadas a su casa para dejar al cuidado a los pequeños.

“Los niños no hablan a los padres sobre el tema porque los amenazan, los comparan con dulce o plata, les dicen que les van a hacer algo a la mamá. Así los presionan”, añade Liliana Martínez.

Así son maltratados los niños y niñas

1. Golpes en la mano con cables, correas, pantuflas y palos.

2. Pellizcos, cachetadas, puños, empujones, puntapiés, magulladuras, quemaduras, pinchazos, asfixia y ahogamiento, producto de castigos físicos que los padres ocasionan a los niños.

3. Insultos, agresiones verbales, el rechazo, el desprecio, la burla, la crítica y amenazas. Esto también es conocido como maltrato psicológico.

4. El niño es incluido en una actividad sexual bajo presión, chantaje, manipulación o engaño, por parte de un adulto, que los tocar, acariciar y penetrar cualquier cavidad del cuerpo.

5. También les muestran material pornográfico y los inducen a relaciones sexuales en la presencia de adultos.

6. El abandono. No prestarle la atención necesaria para que el niño o la niña sobrevivan.

VOZ DEL EXPERTO

Carlos Eduardo Rueda Vivas

Profesional especializado forense del grupo de clínica y psiquiatría, de la regional nororiente del Instituto de Medicina Legal.

“No es fácil que el niño confiese, pues la mayoría de los casos ocurren en sus propias casas. Lo importante es que el caso no pase desapercibido para la autoridad que envía al menor al examen a esta institución. También somos concientes de que no llegan muchos casos porque no se denuncian.

Es bastante frecuente la consulta forense para casos de niños, niñas o adolescentes, víctimas de violencia sexual. En ciertos sectores de la ciudad resulta normal que el hermano mayor tenga sus primeras relaciones sexuales con sus hermanas pequeñas y eso que le puede parecer normal a un papá o a una mamá. Eso es un delito que se llama abuso sexual, cometido además por el papá, la mamá, tíos y hasta abuelos.

Hablar de si se ha presentado un aumento o no es algo relativo. A lo mejor los casos no han aumentado, si no que las personas han denunciado y a los niños ya no les da miedo hablar.

El sistema educativo actual también difunde el tema en los colegios y los niños, niñas y adolescentes lo abordan y discuten no sólo en clase sino con sus familias.

Considero que debería existir una cultura de la retroalimentación de las instituciones que trabajan en el tema, así se podría adelantar un mejor trabajo”.

¿Por qué los pequeños son maltratados?

Según el Instituto Regional de Medicina Legal, existen varios factores.

Los padres o cuidadores de los pequeños son poco tolerantes, inflexibles, les falta control de sí mismas, con baja autoestima, hostiles, ansiosos y hasta depresivos.

Algunos niños y niñas presentan problemas de comportamiento, temperamento difícil, discapacidad física o mental y tiene bajo rendimiento académico.

Algunos hogares padecen de estrés familiar ocasionado por el desempleo de los padres, las dificultades económicas, la agresión entre los diferentes miembros de la familia, la edad de los padres –especialmente los que son adolescentes- la presencia de de padrastros y madrastras.

El consumo de alcohol y sustancias psicoactivas, los embarazos no deseados y las historias de vida de los padres marcadas por maltrato en la infancia.

 

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad