Publicidad
Publicidad
Mié Dic 7 2016
22ºC
Actualizado 09:47 am

Padres dicen que restaurantes del Bienestar son deficientes | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2010-05-02 05:00:00

Padres dicen que restaurantes del Bienestar son deficientes

El almuerzo que reciben los menores no es aceptado por los padres de familia que dieron a conocer algunas irregularidades en el suministro diario del alimento que proporcionan cooperativas a menores que están inscriptos en los restaurantes escolares ubicados en los barrios de Floridablanca, Girón y Piedecuesta.
Padres dicen que restaurantes del Bienestar son deficientes

Las juntas de padres de familia aseguraron que los productos no cuentan con la calidad exigida, son de marcas sin reconocimiento, no llegan en la cantidad adecuada para el número de escolares y se repiten las porciones de almuerzos, lo que afecta la salud y el derecho a alimentación de los menores de edad.

Uno de los casos es la preparación del jugo, según denunció María Moreno, representante de los padres del barrio Villas, en Floridablanca. “Cuando el Icbf directamente coordinaba con el apoyo de los padres que tienen a sus hijos en los restaurantes, se utilizaban 100 gramos de fruta para más de 190 niños y ahora la disminuyeron a 45”, dijo la afectada.

Según la madre de familia que duró más de 10 años atenta a las necesidades de la población infantil, “el caso se vive en todos los restaurantes y pasa igual con el resto de alimentos, sea el arroz, las sopas son siempre de harinas, proporcionan pocos granos y cuando dan carne siempre es molida”.

Además señaló que en las ocasiones que intentan ingresar a los comedores les prohíben el ingreso. “Queremos que nos dejen ser veedores, y que las cooperativas no tengan intenciones de beneficiarse económicamente con un servicio que es comunitaria y para niños. Y que ahora están comiendo mal. Sabemos que pagan sólo 1.100 pesos”.

Otra de las dudas que les genera a los padres de familia, los nuevos operadores, es la forma como se manipulan los alimentos, pues en varios de estos no se cuenta con los implementos de aseo para limpiar cocina, sillas y demás elementos.

“Hay un caso particular de una señora con una enfermedad en la piel que la dejaron preparando alimentos. No sabemos por qué, eso crea desconfianza en las familias y los niños perciben y prefieren no comer”, dijo Moreno.

Contemplan la posibilidad de crear restaurante comunitario

De igual manera, Ana de Dios Meneses, representante de los padres de familia en el Sector El Carmen de Floridablanca, señaló que el restaurante funciona por el dinero adicionan que entregan los padres para la compra de los alimentos que registra el Bienestar, pero que nunca se registran.

Habló del caso específico de las verduras, el arroz, el tomate, el azúcar, la leche en polvo y los elementos de aseo. “Nos dice la cooperativa que no llegó tomate y que lo reemplazaron por pimentón verde porque el tomate está caro. Sobre el azúcar nos toca comprarla porque no es suficiente, la leche en polvo y los espaguetis son de marcas extrañas y cuando se comen se nota la poca calidad. Entonces ante la necesidad y por no cerrar el restaurante sacamos plata del fondo de la comunidad, por eso es que están funcionando”.

Aunque saben que el Estado debe proporcionarles la ayuda para que los menores tengan un peso adecuado, han pensando en conformar un restaurante para los menores del sector, porque el Bienestar, dijeron los afectados, “no está cumpliendo con la función de prestar el servicio social a los niños, y sacan pecho al decir que dan todo, cuando son los padres con sacrificio que pagan y que adicionan”.

María Mantilla, representante del restaurante del sector La Cumbre, uno de los más grandes del área, pues cuenta con 450 niños, dio a conocer el caso particular por el que pasan. “Estamos viviendo la misma situación todos los restaurantes que decimos que no llegan suficientes alimentos, por lo que disminuyó la cantidad, y la calidad, porque no han llegado en descomposición y así como Bienestar nos exigía antes con tener productos de marcas reconocidos, pedimos que hagan el mismo control a las cooperativas”.

Las representantes de los dos sectores, delegadas de los barrios de Floridablanca, aseguraron además que es mentira que las juntas estén molestas por haber perdido la administración de los comedores. Explicaron que sólo solicitan la facilidad para ejercer veeduría, y lo más relevante, la posibilidad de asegurarles a sus hijos una alimentación digna.

Responde el Icbf

El director Regional del Instituto de Bienestar Familiar, Icbf, Luis Alejandro Rivero Osorio, aseguró que junto con un representante nacional se visitaron algunos restaurantes y se logró constatar que la calidad del servicio está en perfectas condiciones.

Según el Director, la especulación de las familias obedece a que ahora no manejan dinero, ni están a cargo de la administración de los restaurantes en cada barrio, sino que las cooperativas se encargan de entregar el almuerzo, de lunes a viernes, a la población de escasos recursos de los tres municipios por un precio inferior al de años anteriores.

La calidad de los alimentos mejoró, teniendo como premisa que no buscan cantidad, sino que los menores estén bien alimentados bajo un esquema que realiza el Instituto, y que las cooperativas sólo se encargan de preparar.

Sobre la disminución de los gramajes que denuncian los padres, el Director negó esa posibilidad. “No es cierto que las cooperativas estén prestando un mal servicio, porque la minuta está establecido por el Bienestar y sí hay casos específicos de que no se esté dando el debido alimento las personas deben ser más específicas sobre cuáles restaurantes”.

Con respecto a la deuda de población desplazada correspondiente a los años 2008 y 2009 que tiene el Icbf con la junta de padres, Rivero Osorio, explicó, “la deuda, que es muy pequeña está por población desplazada, y se está haciendo el trámite con la oficina de jurídica para eso”.
Ante las continuas quejas, el Director del Icbf regional, puntualizó: “yo invito a la comunidad para que nos digan los lugares dónde dicen que hay inconsistencia, pero por el momento todos los restaurantes funcionan bien. Es mentira que el servicio haya desmejorado y que la comida no sea la indicada”.

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad